Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ecologistas y vecinos piden transparencia al Ayuntamiento con las cocheras de Cuatro Caminos

Los colectivos exigen compatibilizar el proyecto de construir viviendas con la conservación del edificio histórico de Metro

Las cocheras de Cuatro Caminos.
Las cocheras de Cuatro Caminos.

A principios de junio se conoció que Residencial Metropolitan, la cooperativa que pretende derribar las cocheras de Cuatro Caminos para construir una urbanización de 443 viviendas, había modificado su proyecto para adaptarlo a las exigencias del Ayuntamiento de Madrid. La novedad era que, tras más de dos años de enfrentamiento entre el Consistorio y Metro de Madrid (antigua propietaria de los terrenos), ambas administraciones se ponían de acuerdo por primera vez. Este miércoles, colectivos vecinales, ecologistas y en defensa del patrimonio han lanzado un comunicado en el que piden "transparencia" al Ayuntamiento de la capital para hacer públicos los detalles de la modificación del plan para la zona y exigen que la construcción de las viviendas no implique el derribo de las cocheras, que consideran patrimonio histórico.

Las asociaciones Corazón Verde de Chamberí, Ecologistas en Acción, Parque Sí en Chamberí, Madrid, Ciudadanía y Patrimonio (MCyP) y Plataforma Salvemos Cuatro Caminos explican que contemplan "con mucha preocupación" el nuevo proyecto, que está previsto que vaya al pleno municipal en junio o julio. Recuerdan además que llevan años defendiendo la compatibilidad de las viviendas previstas con la conservación de las antiguas cocheras, así como la optimización de las dotaciones para el barrio.

"Después de dos proyectos rechazados, el nuevo plan, presentado por Metro el 1 de junio, pero del que no se han hecho públicos los detalles, supuestamente subsanaría las deficiencias técnicas que impidieron aprobar los anteriores. En palabras de José Manuel Calvo, delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, el nuevo diseño 'se ha corregido para adaptarlo a los requerimientos municipales', es decir, que ahora sí cumpliría con las exigencias del Plan General de Ordenación Urbana de 1997 de construir unas nuevas cocheras bajo rasante, condición que no cumplían los proyectos presentados anteriormente", dice el comunicado conjunto.

En opinión de las asociaciones firmantes, la falta de una información detallada no permite una valoración adecuada del proyecto, por lo que  piden al Ayuntamiento "más transparencia, haciendo públicos los términos exactos del acuerdo y propiciando el necesario debate público". Por ello, exigen aclarar las palabras del consejero de Transportes, Pedro Rollán, según el cual "se bajará la cota de las nuevas cocheras" para hacer más accesible el parque proyectado en el plan. "La cota que alcancen las nuevas cocheras sobre el nivel de la calle permitirá o no la viabilidad de un parque realmente accesible y de calidad, de unas auténticas zonas verdes. Si no se cumplen estrictamente los requerimientos de un máximo de 1,5 metros sobre la calle, ese supuesto parque no sería más que una losa de hormigón rodeada de taludes de gran pendiente que actuarían como una barrera a la permeabilidad peatonal", señalan las asociaciones.

Además, explican que, en su opinión, hay que considerar las cocheras como patrimonio industrial, por lo que le piden al Consistorio que se comprometa con sus conservación, "algo que podría hacer incluyendo estas instalaciones en el catálogo de bienes protegidos". En este sentido, recuerdan que "en 2015, la Junta Municipal de Chamberí aprobó una proposición en ese sentido, y en diciembre de 2016, el pleno del Ayuntamiento, a instancias del PSOE, acordó que la operación Cuatro Caminos debía llevarse a cabo en condiciones de respeto al patrimonio histórico. Así se las salvaría de un derribo al que parecen condenadas desde que la Comunidad de Madrid, a través de su Dirección General de Patrimonio Cultural, se negara a declararlas Bien de Interés Cultural, decisión que ha sido recurrida ante los tribunales por Madrid, Ciudadanía y Patrimonio".

Por último, los colectivos ciudadanos implicados en este proceso señalan que "seguirán luchando por recuperar las cocheras de Cuatro Caminos, que fueron diseñadas por el arquitecto Antonio Palacios y que son un patrimonio que pertenece a todos los madrileños, fundamental para entender la historia del Metro y de la ciudad, así como por la consecución de unas zonas verdes de calidad y accesibles".

Más información