Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Puig y Díaz piden que se condone el FLA a las autonomías infrafinanciadas

Los presidentes de la Comunidad Valenciana y Andalucía abordan la reforma de la financiación autonómica

Los presidentes de la Comunidad Valenciana y Andalucía, Ximo Puig y Susana Díaz, respectivamente, ha reclamado hoy en Valencia que se condonen los préstamos del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) a las autonomías que han tenido una financiación por debajo de la media con el sistema actual.

Puig y Díaz han mantenido hoy una reunión en el Palau de la Generalitat en Valencia donde han abordado la reforma del sistema de financiación autonómica y han propuesto que el Gobierno condone la parte del FLA destinada a compensar el déficit generado en las comunidades autónomas por la falta de recursos necesarios para prestar los servicios básicos.

"Es un elemento objetivo, porque habría territorios a los que se les condonarían cuantías más elevadas y otras con menos. Y eso se podría aplicar ya", ha dicho Susana Díaz, que ha recalcado que esta fórmula habría que aplicarla desde 2009, año en que entró el actual sistema de financiación autonómica, hasta la entrada en vigor de un nuevo modelo.

"Es justo que cualquier territorio pueda cuantificar el dinero que no le ha llegado [para prestar sus servicios básicos] y que se le pueda condonar de manera inmediata", ha explicado la presidenta andaluza, que ha señalado que esta fórmula no tendría ningún reparo de la Unión Europea ni aumenta el déficit declarado.

Puig ha explicado que se trata de "un planteamiento general, no solo para la Comunidad Valenciana", que mantendrá sus propias reclamaciones unilaterales en otras cuestiones.

Las autonomías que podrían beneficiarse de esta fórmula serían Cataluña, Comunidad Valenciana, Baleares, Canarias, Andalucía y todas aquellas cuya financiación haya quedado por debajo de la media y las ha obligado a recurrir al endeudamiento para prestar sus servicios básicos en educación, sanidad y políticas sociales.

Los dos mandatarios han evitado valorar el desarrollo de las negociaciones que mantiene el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, con los distintos partidos políticos para intentar alcanzar un acuerdo de gobierno que facilite su investidura. "Tiene todo mi apoyo el secretario general, pero no entro a valorar unas negociaciones que no conozco", ha dicho Susana Díaz.

Por su parte, Ximo Puig ha manifestado que si hay un Gobierno sensible a la realidad de la Comunidad Valenciana mucho mejor. Puig no ha valorado tampoco las negociaciones del PSOE y ha indicado que, al margen de estas negociaciones, el Gobierno valenciano es un proyecto para cuatro años que está funcionando razonablemente bien.