Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Puig no da por perdido 2016 para arrancar una nueva financiación

El presidente reúne a senadores y diputados de todos los partidos en un frente común

Algunos asistentes afean a Rita Barberá sus ausencias como senadora

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, no da por perdido 2016 para arrancar del Gobierno español un nuevo modelo de financiación autonómico valenciano más justo que el vigente, ha asegurado tras un encuentro con diputados y senadores valencianos en el Palau de la Generalitat. "Cualquier modelo que se pacte deberá retrotraerse a los dos años que lleva caducado el actual sistema", ha subrayado Puig.

"Nosotros estamos reclamando todo el dinero que se ha dejado de percibir estos años", ha añadido el político valenciano. Puig ha exigido que la negociación que defina ese futuro nuevo sistema de financiación debe empezar lo antes posible. "En cuanto se establezca el nuevo Gobierno de España", ha enfatizado.  

Puig ha explicado a los parlamentarios valencianos cuál es la posición del Consell respecto a la financiación, que es "prioritaria" y sin la que "la viabilidad de la Generalitat es imposible". El propósito del encuentro es mostrar, según Puig, una posición unánime y cohesionada frente al Ejecutivo central, ya que en próximas fechas el presidente valenciano presentará en Madrid la propuesta de financiación del Consell.

El presidente valenciano ha rechazado la infrafinanciación que arrastra la Administración valenciana desde hace años y ha insistido en que el futuro modelo de financiación valenciano debe compensar ésta deuda histórica. En la reunión ha estado presente Francisco Pérez, que dirige la comisión de expertos nombrada por las Cortes Valencianas para analizar el vigente sistema de financiación y hacer propuestas para modificarlo.

A la reunión del Palau de la Generalitat han acudido la mayoría de diputados y senadores del PSPV, Compromís, Ciudadanos y Podemos. Una de las grandes ausencias al encuentro ha sido la de la senadora del PP Rita Barberá, lo que ha sido objeto de las críticas de algunos parlamentarios.

Joan Baldoví, portavoz de Compromís en el Congreso de los Diputados, ha lamentado las ausencias oficiales de Barberá. "Me avergonzaría cobrar un sueldo público sin ir a trabajar", ha dicho a los medios de comunicación. El portavoz socialista en las Cortes Valencianas, Manolo  Mata, ha calificado la inasistencia de la senadora de "desprecio".

Previamente a la convocatoria de la reunión, Puig se ha puesto en contacto con los dirigentes de los diversos partidos políticos en la Comunidad Valenciana para pedirles el apoyo a la posición de la Generalitat y ayer lunes se reunió con la presidenta del PPCV, Isabel Bonig.

"Es fundamental mover ficha en nuestra agenda. No podemos permitirnos que la agenda española deje fuera una cuestión que para nosotros es fundamental", destacó el jefe del Consell, indicando que "gobierne quien gobierne la postura de la Generalitat será invariable" en la "defensa de los intereses generales de los valencianos". "Ojalá tengamos un gobierno sensible, pero sea el que sea, nuestra reivindicación será la misma y es justa", agregó.

Más información