Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Educación negociará con los sindicatos la orden de horarios en los institutos

La consejería subraya que las instrucciones de inicio de curso "siguen vigentes"

Los sindicatos exigen un calendario para tratar todos los problemas del sector y reclaman "revertir" la situación actual

Las movilizaciones, en suspenso

Los representantes de los sindicatos con Carmen Pérez Llorca. Ampliar foto
Los representantes de los sindicatos con Carmen Pérez Llorca.

No hay grandes conclusiones pero sí un nuevo camino. Representantes de la Consejería de Educación y los sindicatos del sector han terminado pasadas las tres de la tarde el primer encuentro tras cuatro meses de protesta. Y han terminado citándose de nuevo. En 15 días volverán a verse las caras para "negociar una orden estable que regule el horario de los profesores", ha señalado la viceconsejera de Organización Educativa, Carmen Pérez Llorca.Los sindicatos han reclamado que se "reviertan" las instrucciones de inicio de curso que, según denuncian desde septiembre, han provocado cierres de bibliotecas, carencia de plantillas para las guardias y otras complicaciones en los institutos madrileños. La viceconsejera ha respondido que esas instrucciones "siguen vigentes". La clave está en si se contratarán, o no, a los profesores interinos que sindicatos y centros reclaman para darle a la vuelta a esas instrucciones. En ese sentido, Pérez Llorca ha indicado que la lista de interinos es una lista "viva", y no ha querido aclarar cuántos profesores se han contratado hasta la fecha.

es la primera mesa sectorial de Educación en Madrid tras cuatro meses de protestas, concentraciones y huelgas de la comunidad educativa, que lleva desde septiembre movilizada contra los recortes. El encuentro, que ha durado unas tres horas, ha comenzado poco después del mediodía en la sede de la Dirección General de Recursos Humanos de la consejería que dirige Lucía Figar. Los representantes de CC OO, ANPE, CSIF y UGT han negociado con la viceconsejera de Organización Educativa, Carmen Pérez Llorca, que sustituye a la consejera Lucía Figar, de baja por maternidad.

Los cuatro sindicatos de la mesa sectorial han hecho peticiones a la entrada. Francisco Melcón, de ANPE, ha señalado que espera "una garantía de que los programas educativos no se van a resentir para el próximo curso". Francisco García, de Comisiones, considera que con esta reunión "se acaba un periodo de anormalidad democrática" y confía en que "se reviertan los efectos de las instrucciones de inicio de curso", que amplían la jornada semana de 18 a 200 horas lectivas y que han supuesto una importante reducción del número de interinos contratados.

Tras recibir hace tres días la llamada de Educación para sentarse a negociar, los sindicatos dejaron en suspenso el calendario de protestas tras las vacaciones, "condicionado", eso sí, "a los avances de la negociación". Preguntado sobre si va a haber más protestas, García ha asegurado que "aún es pronto para eso" pero no lo ha descartado: "Si no hay resultados, volveremos a la movilización". Ayer, la presidenta, Esperanza Aguirre, dijo que "nunca" cierran el diálogo con los sindicatos pero que las 20 horas lectivas que se establecieron a principio de curso se van a mantener sin ninguna duda.

Los sindicatos, según García, harán un estudio de los institutos "para conocer las necesidades de plantilla". Eduardo Sabina, de UGT, quiere que la mesa sectorial tenga "un carácter de negociación que no ha tenido hasta ahora". Todas las centrales reclaman que se establezca un "calendario" para tratar los distintos temas que afectan al sector, como plantillas, empleo, condiciones laborales de los docentes o las oposiciones. Por último, Antonio Martínez (CSIF), ha deseado que la "negociación vuelva a donde debía haber estado en septiembre" y espera que se traten asuntos como los problemas de empleo y las oposiciones a maestro y profesor.

Educación ha avanzado que en la mesa se informará a los representantes sindicales sobre las modificaciones introducidas en la Ley de Acompañamiento a los presupuestos, aprobada a finales de año por la Asamblea. La llamada ley escoba apuntaló las 21 horas lectivas que ya contenían las instrucciones de inicio de curso y que dieron lugar al conflicto. Un portavoz de la consejería explica que, además, "los representantes sindicales podrán proponer otros temas". Educación no ha convocado durante el conflicto de la enseñanza la mesa sectorial que los sindicatos reclamaban "para retirar las instrucciones de inicio de curso". Desde la consejería recuerdan que sí hubo otras dos reuniones (para tratar el pago de complementos a parte del profesorado) a las que los sindicatos no acudieron y que la mesa sectorial ha sido convocada 62 veces desde que Figar está al frente.

La Ley de Acompañamiento que la consejería quiere debatir es la última que se aprueba cada año. En 2011 fue polémica por incluir enmiendas que amplían la jornada de trabajo de los funcionarios y reducen su sueldo durante las bajas. El texto también alude a las horas de clase de los profesores. “La parte lectiva puede llegar hasta 21 horas”, señala el texto ratificado el pasado 27 de diciembre. La Consejería de Educación aprobó en julio unas instrucciones de inicio de curso que elevan la jornada lectiva en Secundaria hasta 20 horas. Estiraron casi al máximo una orden estatal que regula desde 1994 el funcionamiento de los institutos y permite pasar “excepcionalmente” de 18 a 21 horas “cuando la distribución horaria del departamento lo exija y siempre dentro del mismo”.

La ampliación de la jornada lectiva a 20 horas (de las 37,5 semanales que trabajan los profesores) provocó la mayor movilización de la enseñanza pública madrileña desde hace dos décadas. La asociación mayoritaria de directores de instituto (Adimad) lanzó un comunicado en el que anunciaban que se negarían a firmar los horarios porque el cambio suponía “inseguridad jurídica”. Ahora el horario en las aulas está incluido en una ley regional. El Ejecutivo regional aprovechó la norma "para aclarar el horario de los profesores de Secundaria, ante la polémica de los últimos meses”, según indicaron desde el grupo parlamentario popular tras su aprobación tras asegurar que la nueva enmienda no suponía establecer "el número de horas lectivas para ningún curso en concreto”.

Más información