Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Veles e Vents se reabre con muestras de Miquel Navarro y Jorge Muñoz

El icónico edificio de Valencia acogerá cultura, gastronomía y una escuela de hostelería

El edificio Veles e Vents, inaugurado en 2006 para la Copa del América.
El edificio Veles e Vents, inaugurado en 2006 para la Copa del América.

Veles e Vents, el edificio icono de la Copa del América, obra de David Chipperfield y Fermín Vázquez, reabre sus puertas en Valencia de la mano del Grupo Heineken, con dos exposiciones de la obra del escultor Miquel Navarro y del fotógrafo Jorge Muñoz.  Conciertos, exposiciones, teatro y danza convivirán con la oferta gastronómica de La Sucursal y la escuela de hostelería de la Fundación Cruzcampo y la Universitat de València. 

La iniciativa, que supondrá 5,5 millones de euros en siete años, pretende recuperar y abrir a la sociedad este emblemático edificio valenciano con actividades que lo hagan atractivo "todo el año". Y para darlas a conocer, ya están en conversaciones con Turismo Valencia, que publicitará el lugar en diferentes ferias. A finales de mes está previsto que todas las instalaciones estén a pleno rendimiento, ha explicado el director regional de Relaciones Institucionales de Heineken España, Pablo Mazo.

,A partir del miércoles, 15 de junio, ya podrá visitarse la muestra El Clot del fotógrafo valenciano Jorge Muñoz, ganador del Lux Professional Photography Award (2015) y finalista de los Premios ZEISS de Sony Worldphoto (2016). Sus instantáneas de retrato y fotografía documental "reflejan la identidad de la cultura gitana" y la vida de estas familias en el barrio marítimo, ha explicado el autor.

Sus imágenes convivirán con una instalación "nunca vista" del Premio Nacional de Artes Plásticas (1987) Miquel Navarro, que hace una revisión contemporánea de los soldados de Xi'an en piezas de aluminio de 3,5 metros de altura y 300 kg.

La programación de artes plásticas combinará el impulso a los jóvenes valores y el reconocimiento de figuras consagradas del arte como Björn Dahlem. Habrá festivales fotográficos y creaciones new media art que utilizarán el videowall de 25m2 para dar la bienvenida a los visitantes.

El escenario Amstel Art será sede de la próxima edición del Circuito Bucles de Danza Contemporánea. Además acogerá un club de jazz y ofrecerá conciertos de artistas locales, nacionales e internacionales. Su programación arrancará con el ciclo estival Dijous al Veles, que semanalmente ofrecerá directos junto al mar.

Otra propuesta llegará en julio con Els Vents al Veles, enmarcada en el Festival AETYB Valencia 2016, reunirá grandes figuras nacionales e internacionales de los instrumentos de viento. Próximamente la Berklee College of Music dará "sorpresas" también aquí.

Tres propuestas culinarias

El empresario y director gastronómico del Grupo La Sucursal, Javier de Andrés, ha sido el encargado de presentar la parte culinaria que espera convertir La Marina Real de Valencia en "destino gastronómico" con una "oferta variada en consonancia con el espíritu del Veles e Vents, que reivindica las aportaciones más singulares de la cultura valenciana sin renunciar a la innovación", ha apuntado.

En la planta de acceso, el restaurante mediterráneo La Marítima nace bajo el concepto de "kilómetro cero", utilizando las materias primas valencianas y de temporada. Su cocina en arroces combinará técnicas del horneado cerámico japonés junto al reposo de las brasas en naranjo y en la carta aparecerán productos frescos del mar y una recuperación del patrimonio de la cocina dulce valenciana.

En la primera planta, la microcervecería 'Malabar' aspira a convertirse en un punto de encuentro tanto para el ocio e intercambio de ideas en industrias creativas e innovadoras. La alta gastronomía subirá a la tercera planta con La Sucursal, restaurante a cargo del reconocido chef Jorge de Andrés donde la vanguardia culinaria y las innovaciones técnicas serán la seña de identidad de una cocina creativa y de autor.

En la tercera planta se ha instalado la nueva sede de la Escuela de Hostelería en Valencia, con un equipo docente coordinado por el chef Jorge de Andrés, que se añade a los ya existentes en Sevilla o Jaén, con más de 15 años de historia y un programa de desarrollo de habilidades en la hostelería moderna que incluye prácticas en centros de primer nivel.

El edificio acogerá actividades del primer Grado en Ciencias Gastronómicas impartido en la UV, cuyos estudios quieren formar profesionales con una buena base de conocimientos científicos, tecnológicos, de salud y de gestión empresarial, capaces de diseñar proyectos y gestionar servicios gastronómicos en los campos profesionales de la alta cocina, de la restauración comercial y colectiva y de la industria alimentaria.

El director general del Consorcio de La Marina Real Juan Carlos I ha hecho suyos los versos del célebre poeta valenciano Ausiàs March, cuyo poema Veles e Vents da nombre a este edificio de 11.000 m2 diseñado por David Chipperfield y Fermín Vázquez en 2006. "faent camins dubtosos per la mar" (haciendo caminos dudosos por el mar), ha evocado, para admitir que emprenden una "aventura dudosa pero imaginativa y creativa en la que sufrimientos por el camino pero lo pasaremos mejor", ha augurado.

Del mismo modo ha avanzado su intención de "reordenar" el frente marítimo y terminar con las "antiguas secuelas de la Fórmula 1" que hacen que "ni los taxistas saben cómo funcionar" por la zona.

Más información