Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Ribó elige a un experto en turismo para dirigir la Marina de Valencia

Vicent Llorens Martí será nombrado la semana próxima nuevo gerente del Consorcio 2007

El edificio Veles e Vents, al fondo, es uno de los elementos más conocidos de la Marina Real.

El alcalde de Valencia, Joan Ribó, ha buscado a un experto en turismo y urbanismo para dirigir el Consorcio Valencia 2007, que administra la Marina Real Juan Carlos I, y que está vacante desde que el anterior gerente, Pablo Landecho -persona de confianza de la exalcaldesa Rita Barberá-, dimitió del cargo en mayo de 2015. Vicent Llorens Martí, un consultor especializado en urbanismo y turismo, será designado nuevo gerente.

La gerencia del consorcio público, que integran la administración local, autonómica y general, la ocupaba temporalmente el director financiero, quien también renunció al cargo hace solo unos días. Según el regidor, Llorens es un consultor "muy cualificado" sobre la que hay consenso con la Generalitat. 

Llorens ha sido director del área de Promoción Económica del Ayuntamiento de Gandia durante 6 años, además de experto en territorio y turismo. Es una persona que trabaja a tiempo parcial en la Universidad, con experiencia con la Unión Europea, y que forma parte del grupo de expertos del Ministerio de Industria y Turismo. "Es una persona que reúne las características que necesita la dársena",

Ribó ha explicado que Llorens no cobrará los 120.000 euros que recibía Pablo Landecho de sueldo sino unos 79.000 euros, algo por debajo de la retribución de los tenientes de alcalde en el Ayuntamiento de Valencia. El alcalde ha trasladado al secretario de Estado Antonio Beteta, que representa al Gobierno en el Consorcio Valencia 2007, el nombramiento en una reunión que se producirá la próxima semana.

El alcalde se ha mostrado satisfecho con este nombramiento por "la delicada situación" económica de la Marina Real valenciana, sobre la que pende una hipoteca de 440 millones de euros. Las cuentas del Consorcio están embargadas por un juzgado ante los impagos para la devolución de varios créditos.

Uno de los asuntos más urgentes que deberá abordar el nuevo gerente será la licitación de dos contratos -seguridad y mantenimiento- del Consorcio, que se han paralizado por la inestabilidad financiera y económica de la Marina.