Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Diagnosticado en Cataluña un caso importado de zika en una embarazada

La paciente infectada está de unas 13 semanas y se contagió en Colombia

La Generalitat de Cataluña confirmó ayer el primer caso importado de zika en una embarazada en España. Se trata de una mujer de 41 años que está entre las 13 y las 14 semanas de gestación. La paciente, residente en Cataluña desde hace muchos años, contrajo la infección durante un viaje que hizo recientemente a Colombia —una de las zonas donde el virus del zika es endémico—. El Departamento de Salud explicó que la mujer se encuentra en perfecto estado y el embarazo no presenta ninguna anomalía, por lo que no ha requerido ingreso.

El mosquito Aedes aegypti, que transmite el zika Rafael Neddermeyer Fotos Públicas

Aunque el virus del zika suele presentarse, en la mayoría de los casos, con un cuadro clínico leve (malestar general y erupciones cutáneas con picores), las mujeres embarazadas son el colectivo de mayor riesgo. No hay evidencias científicas claras, pero los expertos vinculan la infección en mujeres gestantes con malformaciones fetales como la microcefalia y, en algunos casos, también con el síndrome de Guillain-Barré (un trastorno inmunitario grave que puede provocar parálisis). De hecho, han sido estas asociaciones las que han llevado a la Organización Mundial de la Salud (OMS) a declarar el virus, presente en 24 países, como una “emergencia global”.

Según el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Joan Guix, la paciente diagnosticada en Cataluña presentó un cuadro clínico leve y ya “está en su domicilio sin problemas ni secuelas”. En cualquier caso, como la microcefalia no se detecta hasta el tercer trimestre de gestación, la mujer seguirá “bajo control de sus servicios de obstetricia” para detectar cualquier anomalía. “La paciente se someterá a ecografías y sus médicos han de controlar si los patrones ecográficos del feto son correctos”, indicó Guix.

Esta mujer es uno de los seis casos importados diagnosticados en Cataluña en las últimas semanas, según datos del Departamento de Salud. En total son cuatro hombres y dos mujeres que habían viajado a zonas de América Latina donde está decretada la alerta epidemiológica. Todos presentaron una sintomatología leve y ninguno requirió ingreso.

El Ministerio de Sanidad, por su parte, solo reconoce por ahora tres de los seis casos confirmados en Cataluña por la Generalitat. “El ministerio solo contabiliza los casos que se analizan en el Centro Nacional de Microbiología, pero nosotros también hemos hecho algunos análisis en los laboratorios del hospital Clínic”, justificó Guix. Aparte del baile de cifras entre la Generalitat y el Ministerio con los casos de Cataluña, el Centro Nacional de Microbiología registró también dos casos más en Castilla y León, uno en Murcia y otro en Madrid, todos ellos, también importados.
Las autoridades sanitarias insistieron en que las posibilidades de que se produzca un caso autóctono son ínfimas, entre otras cosas, porque la actividad del mosquito transmisor —en América Latina es el Aedes aegypti, pero de llegar a España, el insecto vector sería el mosquito tigre— es muy baja en esta época del año. El mosquito vector es el mismo que transmite otras enfermedades como el dengue o el chikungunya.

Ningún riesgo de epidemia


“Los casos de virus del zika diagnosticados hasta el momento en España entran dentro de lo previsto por los epidemiólogos y no suponen un riesgo de propagación del virus en nuestro país, ya que se trata de casos importados”, insistió el Ministerio de Sanidad en un comunicado. El Gobierno está preparando, junto a las comunidades autónomas, un protocolo conjunto de actuación para coordinar sus acciones si se registran más infecciones. Sanidad prevé recibir unos 250 casos de zika al año.

En Cataluña, donde se han registrado más casos, el Departamento de Salud ha tomado más medidas de control y ya ha enviado una circular a todos los centros sanitarios para que informen a la Agencia de Salud Pública de Cataluña de cualquier sospecha de infección por el zika. Además, la misma consejería está ultimando un protocolo de actuación específico para embarazadas.

Más información