Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aguirre anuncia una visita de Adelson que a Ignacio González no le consta

El presidente de Las Vegas Sands tiene pendiente cerrar flecos sobre la posibilidad de fumar en los casinos y las alturas de los edificios

Visita a Madrid de los responsables de Eurovegas el pasado octubre. Ampliar foto
Visita a Madrid de los responsables de Eurovegas el pasado octubre.

El anuncio de una inminente visita a Madrid de Sheldon Adelson, el accionista mayoritario de Las Vegas Sands y promotor de un macrocomplejo de casinos y congresos en Alcorcón, ha puesto de manifiesto que Esperanza Aguirre (quien ha avanzado esta mañana en Antena 3 que Adelson estará en la capital la semana que viene para presentar el proyecto) tiene más información sobre las negociaciones en curso que el propio presidente de la Comunidad Ignacio González, quien poco después ha asegurado que no le consta que el magnate vaya a venir en unos días.

"Oficialmente nosotros no vamos a tener ninguna reunión con el señor Adelson ni tenemos prevista ninguna reunión con él", ha afirmado González, para, a continuación, añadir que desconoce si la expresidenta madrileña "habrá tenido alguna conversación" con el magnate y si ella "le habrá invitado" a visitar Madrid, ha asegurado el presidente en declaraciones a Efe.

La altura de los rascacielos "podría afectar a los vuelos"

De confirmarse el anuncio de la presidenta del PP madrileño, se trataría de la cuarta vez que Adelson viaja a Madrid en un año —en mayo pasado se dejó ver precisamente por primera vez pisando el Distrito Norte de Alcorcón— para presentar el proyecto definitivo del macrocomplejo de casinos y congresos conocido popularmente como Eurovegas. Entre las cuestiones que ocupan a Adelson figuran que se pueda fumar en los casinos (una competencia que depende del Gobierno central) y las alturas de los edificios.

"El proyecto sigue adelante, el señor Adelson viene la semana que viene a Madrid para garantizar las cuestiones que él pidió para hacer la inversión y que se ha comprometido", ha señalado Aguirre en una entrevista en Antena 3. Si al final se realiza, el acuerdo se producirá un par de semanas fuera del plazo que había apuntado el Ejecutivo autonómico, que no puede convocar un concurso público hasta que no haya un proyecto sobre la mesa.

Aguirre ha apuntado que la altura de los rascacielos que conformarían el skyline de Eurovegas "podría afectar a los vuelos". El Distrito Norte de Alcorcón, donde el complejo requeriría 750 hectáreas, se encuentra muy cerca del aeródromo de Cuatro Vientos, cuyo traslado piden desde hace años las asociaciones de vecinos de las poblaciones de alrededor. De hecho, se rumorea que se podría impulsar el de El Álamo para los jets privados de los hombres de negocio y otros vips que se pasasen por Eurovegas, que supuestamente pretende ser el mayor escenario de congresos del sur de Europa y Oriente Próximo.

Precisamente entre las novedades que el Partido Popular incluyó en la Ley de Medidas Fiscales y Administrativas aprobada el pasado diciembre no se ponían límites verticales a los edificios de Adelson. "Las limitaciones establecidas por la legislación de suelo de la Comunidad de Madrid relativas al régimen de alturas permitidas no serán de aplicación a las edificaciones del Centro Integrado de Desarrollo (CID)", rezaba una de las enmiendas presentadas por el grupo parlamentario popular. Para hacerse una idea de la vara de medir de Adelson, cuando la primavera pasada visitó Barcelona, entonces aspirante a albergar el proyecto, y contempló la torre Agbar, de 145 metros de altura, dijo lo siguiente: "Eso no es un rascacielos".

De acuerdo con las previsiones, la primera piedra del complejo debería colocarse en diciembre, según dijeron Adelson e Ignacio González. La primera fase de las tres que compondrían Eurovegas supondría una inversión de 7.000 millones de euros y la construcción de cuatro hoteles y dos casinos para 2017. El Ejecutivo madrileño registró a mediados de abril una enmienda con la que se blindaba ante un hipotético incumplimiento en la inversión prometida, de 17.000 millones de euros en tres fases de construcción. La enmienda, con la que se modifica el artículo 45.5 de la Ley 9/1995 de Medidas de Política Territorial, Suelo y Urbanismo, establece que si Adelson no construye todos los casinos comprometidos y los pone en funcionamiento será sancionado rebajando los 10 años que por ley tendría de margen sin una potencial competencia en esos diez años en el sector del juego, en los que no se podrían levantar más casinos en la región. Actualmente solo operan dos en la región, los de Torrelodones y Aranjuez.

Adelson también tiene interés en que se pueda fumar en sus casinos, para lo que habría que modificar la Ley Antitabaco, que entra dentro de las competencias del Estado. "El asunto del tabaco corresponde al Gobierno de España. Está trabajando en ello y se resolverá en los próximos meses... Habrá una posibilidad restringida de fumar", anunció González en febrero en la comparecencia conjunta que ofreció con Michael Leven, consejero delegado de Las Vegas Sands y número dos de Adelson. "Esta cuestión no ha entrado en los cauces de discusión del Gobierno, no hay un proceso en marcha de modificación de leyes", negó horas después la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría. En realidad, el enviado de Adelson había tratado el asunto la víspera con representantes del Estado, y la delegación de Las Vegas Sands salió muy satisfecha del encuentro.

Además, Aguirre ya incluyó en el plan de ajuste aprobado a mediados de mayo de 2012 la petición al Gobierno central de que se cambie la ley del tabaco para que se pueda fumar en casinos, bingos y locales de apuestas. El documento que remitió al Ministerio de Hacienda cifraba en 65 millones la caída de ingresos fiscales por no poder fumar en estos espacios.