Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Lo que hemos comprado a 240 euros el m2 nos lo quieren expropiar a 30”

Dueños de terrenos donde se levantará Eurovegas estudian querellarse contra la Comunidad

Hablan de rumores de expropiación “a precio de todo a 100”

La Comunidad de Madrid incluyó el pasado diciembre, en la Ley de Acompañamiento, la posibilidad de expropiar el suelo en el que pudieran ubicarse los Centros Integrados de Desarrollo (CID), una figura jurídica pensada para aliviar todo tipo de trámites creada expresamente para atraer inversiones como las que se le presuponen a Eurovegas. Inquietos de que esa sea la opción elegida, algunos de los principales dueños de terreno en el Distrito Norte de Alcorcón, donde se ubicará Eurovegas —ocupando 750 hectáreas de las 1.231 del área—, estudian presentar una querella para evitar una expropiación que consideran “injusta y sin fundamento”, según ha adelantado esta mañana El Confidencial.

“Tenemos experiencia con otras expropiaciones, que al final aceptas y entiendes porque sirven para la construcción de carreteras, de parques… Pero nos negamos rotundamente a que nos quiten el suelo a precio de todo a 100, a precio de ganga, para un negocio privado”, cuenta un dueño de parcelas, que recalca que “presentar una querella contra la Comunidad sería la última alternativa”. El suyo fue el sentir general de los terratenientes y minifundistas que se reunieron ayer para abordar sus temores en el centro de negocios Frapema de la localidad.

“Lo que no puede ser es que nos quieran expropiar a entre 25-30 euros el metro cuadrado, como se rumorea, lo que hemos pagado a 240 el metro para dárselos por la patilla a Sheldon Adelson”, sentencia otro. La expropiación significaría que no el magnate de los casinos se ahorraría además tener que negociar con los dueños locales. Los propietarios esgrimen además que pagan cada año 90 euros por cada metro cuadrado por el IBI o Impuesto sobre Bienes Inmuebles”, añade. Precisamente el alcalde de Alcorcón, David Pérez (PP), no descarta perdonar ese y otros impuestos de su competencia a Las Vegas Sands “si conllevan riqueza y empleos para la zona”.

Los propietarios movilizados, encabezados por los empresarios locales del Grupo Alonso y los hermanos González (Grupo Urtinsa), se volverán a reunir el 7 de marzo para decidir su postura. En el Distrito Norte también está muy presente Metrovacesa, dueña de casi 1,5 de los 12 millones de metros cuadrados del área. Los empezó a comprar en 2006 a 84 euros.

Seis meses después de su irrupción, Tabuenca, una inmobiliaria de Aragón, ya tuvo que pagar 132 euros. Al año Ros y Falcó, inmobiliaria de Las Rozas, empezó pagando 198 euros y acabó a 240 euros. Mientras, el grupo Alcorca heredaba 1,2 millones de metros. El Grupo Alonso, a su vez, se hacía con la Venta de la Rubia, dicen que a 18 euros el metro. También le pertenece el centro comercial Tres Aguas de Alcorcón, que explota Metrovacesa.