Las comidas con Urdangarin las pagó la Generalitat y no el Ayuntamiento

El vicealcalde Alfonso Grau asegura que no existe ninguna factura pagada por la ciudad

Presidencia de la Generalitat no pagó una, sino las dos comidas que mantuvo el vicepresidente Vicente Rambla en 2008, acompañado de la entonces consejera de Deportes Trini Miró, con el duque de Palma, Iñaki Urdangarin.

Así lo desveló ayer el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, del PP “Firmemente y, con toda rotundidad, esa factura, de esa comida, no la ha pagado el Ayuntamiento. Esa factura no existe en nuestros archivos. Una cuestión es asistir a una comida invitado por alguien y otra organizarla”, afirmó Grau, que añadió: “Lo que sí se va a remitir a su señoría es la agenda de la alcaldesa, Rita Barberá, donde figura que ese día (el 3 de marzo de 2008) asistió a esa comida”.

El juez que investiga el caso Urdangarin, José Castro, ha requerido al Ayuntamiento de Valencia y a Presidencia de la Generalitat para que den cuenta de las agendas de compromiso de Barberá, Rambla y Miró y aporten las facturas correspondientes a los almuerzos celebrados el 3 de marzo y el 28 de mayo de 2008. En el primero de los almuerzos Urdangarin, acompañado de Diego Torres y el empresario de Lobby Comunicación Miguel Zorío, propuso a la Generalitat y al Ayuntamiento la celebración de unos Juegos de la Juventud tras el fallido intento de organizar en 2005 unos Juegos Europeos.

El segundo almuerzo con Urdangarin, al que no asistió Barberá, tuvo lugar en Castellón y en el mismo se le comunicó que no había posibilidad de abordar el proyecto.

Los requerimientos del juez Castro al Ayuntamiento y a la Generalitat se producen tras haber tomado declaración a 28 personas en Valencia, unas como testigo y otras imputadas, en relación con el convenio logrado por el Instituto Nóos, que presidía el duque de Palma, para organizar con la Generalitat unos Juegos Europeos y tres jornadas del Valencia Summit.

En el sumario que instruye el juez Castro figuran los pagos que realizó la Ciudad de las Artes y las Ciencias SA, empresa pública de la Generalitat, y la fundación Valencia Convention Bureau, dependiente del Ayuntamiento de Valencia, por la realización de los eventos citados. Entre las dos entidades públicas se pagaron tres millones por las tres citas del Valencia Summit y 382.000 euros por unos Juegos Europeos que se abandonaron, pese a que inicialmente se llegaron a consignar hasta seis millones de euros.

 

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana