Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Archivada la causa por acoso sexual contra el diputado de IU Reneses

La Sala de lo Civil y Penal del TSJM sobresee la causa por prescripción del delito

El dirigente había sido denunciado por una compañera de militancia

Miguel Reneses, en una reunión de la Presidencia federal de IU. Ampliar foto
Miguel Reneses, en una reunión de la Presidencia federal de IU.

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha decretado el sobreseimiento libre y archivo de la causa contra el diputado regional de Izquierda Unida Miguel Reneses. El parlamentario había sido denunciado por acoso sexual por una compañera de militancia.

En el auto, datado el pasado día 13 y hecho público hoy por el tribunal, los magistrados estiman el recurso interpuesto por Reneses y no entran a valorar el fondo de la causa. El diputado regional ya había alegado la prescripción del delito, pero el juez instructor de la causa, Emilio Fernández de Castro, lo había rechazado. El dirigente de IU recurrió dicha decisión a la Sala, que ahora acepta dicho recurso.

En su auto, la Sala asegura que se ha superado "con exceso" el tiempo establecido para la prescripción de los delitos investigados. El tribunal recuerda que la "prestación de servicios o de superioridad" entre ambos concluyó "en el año 2003, sin que persistiera con posterioridad a dicha fecha el elemento típico e ilícito referido".

Los magistrados tachan de "inocuas" las "visitas mentadas en el auto impugnado y ocurridas en la posterior anualidad de 2005 así como las menciones al año 2009, al no existir ya el presupuesto referido de concurrencia de la exigida situación de relación laboral o de superioridad jerárquica". Dichas visitas constituyen algunas de las acciones de acoso denunciadas.

El caso se remonta a 2009, cuando la exconcejal de IU Josefa Conde Pizarro le denunció. Ambos habían mantenido una década antes una relación personal cuando eran concejales en el madrileño municipio de Fuenlabrada. Según los distintos autos del juez instructor, ella rompió la relación pero Reneses se negó a aceptar su final, momento en el cual habría comenzado el supuesto acoso.

Reneses siempre ha defendido su inocencia y ha alegado que tras la denuncia se escondían intereses políticos entre familias de la federación madrileña de Izquierda Unida. Reneses, que ha permanecido aparcado de los cargos del partido aunque ha mantenido su acta de diputado, ha sido denunciado por su propio partido ante la Asamblea de Madrid por no haber acudido al parlamento regional en cinco meses.

Más información