Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lorena Ruiz-Huerta culpa al PP de expoliar las grandes empresas madrileñas

La intervención de la portavoz de Podemos ha despertado poco entusiasmo en la tribuna del público donde se encontraba Pablo Iglesias

Lorena Ruiz- Huerta, durante su intervención en la Asamblea.
Lorena Ruiz- Huerta, durante su intervención en la Asamblea.

La candidata a la presidencia de la Comunidad de Madrid y portavoz de Podemos, Lorena Ruiz-Huertas ha defendido la moción de censura de Podemos contra Cristina Cifuentes durante hora y media (no tenía límite de tiempo). Su intervención, plagada de datos técnicos sobre los problemas que, en su opinión, atenazan a la región, ha despertado pocos aplausos, incluso desde su propia bancada. En la tribuna de invitados, el líder nacional Pablo Iglesias; Irene Montero, portavoz parlamentaria; Íñigo Errejón, futuro candidato a la Comunidad de Madrid y Juan Carlos Monedero (cofundador del partido) han escuchado el discurso con poco entusiasmo. 

Ruiz-Huerta ha iniciado su intervención refiriéndose a la comparecencia previa de Ángel Garrido, portavoz del Gobierno de Cifuentes, al que ha acusado de emitir un "rosario de prejuicios machistas, paternalistas y clasistas". Garrido había comparado la moción de censura con una "fiesta de puesta de largo" de Ruiz-Huerta.

"La situación de corrupción generalizada es la que nos ha llevado a interponer esta moción de censura", ha explicado Ruiz-Huerta. Su grupo "puede permanece impasible" ante una corrupción que puede llegar a generalizarse en la sociedad. También ha criticado al nuevo PP que proclama Cifuentes ser. Para ella, "el modelo de gestión no ha variado" desde la presidencia de Alberto Ruiz-Gallardón hasta ahora. Cuando Rajoy y Cifuentes dicen que se está luchando contra la corrupción: "solo están tratando de ganar tiempo".

Ruiz-Huerta ha reprochado a Cifuentes las campañas pagadas con dinero negro, el expolio de las grandes empresas madrileñas como Caja Madrid, el Canal de Isabel II y Telemadrid, y las privatizaciones para reducir los controles internos a las empresas. "Detrás solo estaba el expolio y la rapiña", ha puntualizado. Por ese motivo, es necesario que los controles públicos como la Cámara de Cuentas funcionen.

En la segunda parte de su intervención la más larga, Ruiz-Huerta ha pasado a criticar la gestión del PP y se ha centrado en explicar el programa de Podemos. "Es un modelo insostenible, la base es el endeudamiento, el sistema es incapaz de generar recursos suficientes", ha mantenido. Uno de los principales problemas es el endeudamiento (36.000 millones), además de una apuesta política socialmente injusta, el empleo, los autónomos, las energías renovables, la educación pública o la justicia.