Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hallada una mujer muerta con una cuchillada en el cuello en Madrid

La fallecida, de unos 55 años, fue hallada por su hija en un piso de Parla donde vivía sola

Un policía, en la puerta de bloque de Parla donde se produjo el crimen.
Un policía, en la puerta de bloque de Parla donde se produjo el crimen.

Una mujer de 54 años, María Isabel C. B.,, ha sido hallada muerta por degollamiento en su domicilio del municipio madrileño de Parla. La Policía Nacional, que ha descartado que se trate de un caso de violencia de género, mantiene abiertas todas las hipótesis y no descarta que el homicidio pueda deberse a un robo. La mujer esa ingeniera, trabajaba en Illescas (Toledo) y vivía en el piso el que fue hallada muerta con su hija de 22 años.

Alrededor de la una y media de la tarde el padre de la víctima llamaba al teléfono de emergencias 112. Pedía ayuda chillando porque había encontrado a su hija tirada en su habitación boca abajo y en medio de un gran charco de sangre. Al lugar acudieron agentes de la comisaría de Parla y facultativos del Summa. Estos solo pudieron certificar la muerte, ya que la víctima llevaba varias horas fallecida. No ha sido hallada el arma.

Los agentes comprobaron que la habitación estaba revuelta, que la puerta de acceso a la vivienda no había sido forzada y que una de las ventanas del balcón estaba abierta. Al domicilio, situado en el 1º D del número 10 de la calle de María Cristina, han acudido agentes del Grupo V de Homicidios. El forense es el que ha determinado que se trataba de un crimen, ya que tenía un corte muy profundo en el cuello.

Fuentes policiales han explicado que fue el padre el que acudió a su piso, en el que vivía la mujer sola, al ver que no le respondía a las llamadas. Estas fuentes han explicado que la mujer salía desde hace un tiempo con un hombre, pero han descartado desde el primer momento que este fuera el autor. Los investigadores mantienen abiertas todas las hipótesis y en estos momentos están interrogando al círculo cercano a la mujer y a los vecinos para determinar si han escuchado algo extraño en las últimas horas. 

Este crimen se produce cinco días después de que una mujer y su hijo de 12 años fueran asesinados en la calle Dos de Mayo de Alcobendas, supuestamente, a manos de la pareja sentimental de ella. Este no ha sido todavía detenido y no se descarta que se haya podido fugar al extranjero, ya que se trata de un hombre de origen norteafricano que trabaja en Francia.