Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bilbao y San Sebastián ordenan retirar las placas colocadas por Covite

El colectivo de víctimas ha instalado de madrugada 62 carteles en recuerdo a asesinados en ambas capitales

Consuelo Ordóñez coloca una placa en San Sebastián con el nombre de su hermano Gregorio.

Los Ayuntamiento de Bilbao y San Sebastián han ordenado retirar las placas "xclandestinas que el Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite) había colocado de madrugada en calles de ambas capitales en recuerdo a 86 personas asesinadas.

El Consistorio bilbaíno, presidido por Juan Mari Aburto (PNV) ha indicado en una nota que los carteles con los nombres de las víctimas serán retiradas porque han sido colocados "incumpliendo la normativa municipal y de forma inequívocamente provocadora". Por su parte, el alcalde donostiarra, Eneko Goia, del mismo partido, ha anunciado que cumplirá la normativa municipal en lo referente a espacios públicos por lo que procederá a retirar las placas, y ha añadido que "este no es el camino" para trabajar la memoria "ni el deseo de muchos familiares" de los asesinados.

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite) ha colocado esta madrugada 62 carteles "clandestinos" en calles de Bilbao y San Sebastián en recuerdo de 86 víctimas asesinadas por organizaciones terroristas. En un comunicado, esta asociación afirma que con esta acción pretende "desafiar" a los Ayuntamientos de ambas capitales por incumplir sus promesas de poner carteles con los nombres de los fallecidos por el terrorismo.

Miembros de Covite han colocado en Bilbao 48 placas en memoria de los 62 asesinados por el terrorismo en la capital vizcaína. Entre las víctimas recordadas hay 58 asesinados por ETA, tres por la Triple AAA y uno por los GAL. En San Sebastián han fijado 14 placas en los lugares donde ETA cometió 24 asesinatos.

La iniciativa del colectivo se enmarca en la campaña Una víctima, una placa, que arrancó en septiembre de 2014 con la colocación de una placa en Bilbao y continuó poco después en San Sebastián cuando esta ciudad estaba gobernada por Bildu.

Con esta acción de "activismo pacífico", asegura Covite, vuelve a emplazar a los Ayuntamientos de ambas capitales "a cumplir con su compromiso de recordar a las víctimas". "Si las instituciones no recuerdan a las víctimas, lo haremos nosotros", señalan en su comunicado.

Covite recuerda que el pasado mes de diciembre exigió al Consistorio bilbaíno que cumpliera con "el compromiso adquirido en 2014 por el anterior alcalde, Ibon Areso", de colocar placas en memoria de las víctimas. Lamenta que el actual regidor, Juan Mari Aburto (PNV), "ha evitado poner las insignias e incluso el pasado diciembre advirtió de que las quitaría si Covite volvía a colocarlas".

En San Sebastián, Covite ya puso en mayo de 2015 placas en memoria de los 96 asesinados, aunque fueron retiradas pocas horas después. El Ayuntamiento donostiarra, en manos del PNV y PSE y presidido por Eneko Goia, aprobó en un pleno que colocaría los carteles con los nombres de las víctimas siempre que sus familias estuvieran de acuerdo. "Ante la inacción del Consistorio, Covite ha recabado la autorización de los familiares para colocar placas que recuerdan a sus parientes asesinados", asegura el colectivo.

Entre las insignias colocadas se encuentran la de Miguel Paredes y Elena Moreno, que ha sido retirada en tres ocasiones y que ha vuelto a colocar una de sus hijas, Tamara. También está la de Gregorio Ordóñez, que apenas permaneció intacta unas horas después de que fuera colocada.

La presidenta de Covite, Consuelo Ordóñez, ha tachado a los ayuntamientos de "irresponsables por incumplir sus compromisos en materia de memoria y prevención de la radicalización". "Intentar ocultar la historia del terrorismo y sus consecuencias a las nuevas generaciones es un ejercicio de irresponsabilidad muy grave", ha señalado Ordóñez. Además, ha apuntado que, si los Consistorios retiran las placas, "al menos tendrán que buscarlas e informarse de dónde se cometieron los crímenes terroristas".