Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El alcalde de Alcorcón se niega a dimitir a pesar de la exigencia de toda la oposición

David Pérez asegura que ya pidió perdón y que no piensa dimitir al ser todo una campaña contra él

Los cuatro grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Alcorcón (PSOE, Ganar Alcorcón, Ciudadanos e IU) aprobaron ayer una moción urgente en la que pidieron la dimisión del alcalde, David Pérez, del PP. Esta petición se produce tras conocerse un vídeo en el que el regidor acusaba a las feministas de “frustradas”, “rabiosas” o “amargadas”, y calificaba a las mujeres de ser “una sala de ejecución de cientos de miles de niños” al condenar el aborto. David Pérez no dimitió ayer y dijo que no pensaba hacerlo.

Ampliar foto
El alcalde de Alcorcón, David Pérez, vota de pie durante el pleno de ayer.

El debate de la moción duró una hora y media, en la que se vivieron momentos de tensión, ya que parte del público pidió a gritos la dimisión del alcalde. Este, sin embargo, mantuvo que había pedido perdón y que, por tanto, no pensaba dimitir. David Pérez también es diputado por el PP en la Asamblea de Madrid. El vídeo en el que criticaba a las feministas fue grabado en abril de 2015, durante su intervención en el Congreso de Educadores Católicos celebrado en el colegio Juan Pablo II de la localidad. Su contenido se conoció el pasado fin de semana.

Los grupos de la oposición acusaron a Pérez de ser “un machista y un homófobo”, ya que también fue reprobado por el pleno municipal en agosto después de que se saliera en la votación de la ley regional de defensa del colectivo de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (LGTBi). Una de las intervenciones más duras fue la de la portavoz del PSOE, Natalia de Andrés: “Su intervención no fue un exceso verbal, sino que es así como piensa y no es digno que con esas ideas sea alcalde de Alcorcón”.

Alfonso Reina, el portavoz de Ciudadanos, que apoyó a Pérez para que saliera elegido en la investidura, también reprochó sus palabras. “A mi madre jamás la he visto como una sala de exterminio y jamás la han dicho cómo puede ser feliz o realizarse”, destacó Reina.

La concejal de Ganar Alcorcón, Raquel Rodríguez Tercero, fue la más explícita: “Con esas palabras, debería haber dimitido ya. Ver el famoso vídeo supone el catálogo ideológico de David Pérez”. Para José Antonio Tinaquero, de IU, la transcripción literal de todo el vídeo es “de extrema gravedad”. La portavoz del PP, Ana González, defendió a su jefe de filas y recordó que había grabado un vídeo en el que pedía disculpas por las ofensas que hubiera podido hacer a las mujeres.

El alcalde recordó que había pedido disculpas porque sus palabras no eran aceptables. Eso sí, mantuvo que detrás había un montaje y que se habían montado para darles “un sentido distinto”. “Jamás he sido machista y no voy a aceptar este calificativo”, señaló para no dimitir. Acto seguido se marchó por la puerta de atrás del centro cultural donde se celebraba el pleno entre gritos de “dimisión, dimisión”.