Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El vehículo sin conductor viaja a buen ritmo

Expertos e investigadores prevén que el parque automovilístico será plenamente autonómo en 2070

Platero, un automóvil Citröen C3 modificado por el CSIC que es capaz de conducir solo sin necesidad de conductor.

Un camión sin conductor transporta 50.000 latas de cerveza en EE UU, la primera entrega comercial con esta tecnología; en Singapur empieza a circular el primer taxi autónomo del mundo; un coche semiautónomo lleva a su conductor enfermo a urgencias en la ciudad de Springfield (Massachussets); un vehículo sin chófer recorre por primera vez las carreteras de España y cubre la distancia entre Vigo y Madrid. Son algunos ejemplos que apuntan en la misma dirección: el cibervehículo es una realidad que podría eclosionar a partir de 2020.

Michel Parent, investigador del instituto investigador francés Inria y considerado el padre del vehículo autónomo por sus investigaciones en este campo desde 1991, sostiene que la industria automovilística tiene previsto realizar sus primeros lanzamientos de coches sin conductor para el año 2020. Tesla, Uber, Google y los principales fabricantes de la industria del motor pisan el acelerador para implantar una gran innovación en el transporte en la que los vehículos serán autónomos.

Parent intervino este pasado viernes en el VII Congreso ITS Euskadi, organizado por el Cluster de Movilidad y Logística, donde los expertos concluyeron que la tecnología ya está desarrollada para extender el uso de los vehículos del futuro, esto es, sin chófer, aunque aún está pendiente acompasar estos avances con los cambios en la legislación y la adecuación de las infraestructuras.

Sergio Jorrín, de la firma Geograma, socia de TomTom, indicó que las mejoras tecnológicas "se irán ampliando hasta el año 2040", de tal forma que "en 2070 el 100% del parque automovilístico podría ser autónomo". La mayoría de fabricantes parecen estar de acuerdo en que a partir de 2020 se podrán ver coches con funciones de conducción autónoma. Algunos estudios plantean que se tardaría entre 10 y 15 años para que el parque móvil sea totalmente autónomo, es decir, allá por 2040, aseguraron los ponentes.

Otros escenarios parten de la base de que el primer coche 100% autónomo no llegará al mercado hasta 2040. Así, tomando en cuenta el ritmo natural de renovación del parque móvil (del orden del 5% o 6% cada año) y la adopción de las nuevas tecnologías (algo más lenta que en el caso de los smartphones) habría que esperar un mínimo de 30 años para alcanzar un parque móvil 100% autónomo, es decir, en 2070.

El "gran impulso", según expuso Parent, que se está ofreciendo a este proyecto por parte de la Comisión Europea está orientado a conseguir que el vehículo autónomo sea "complementario" con el transporte público, con la finalidad de que este sea "más efectivo". Esta apuesta se observa en la implantación de "lanzaderas autónomas" que se encargarían de trasladar a los viajeros hasta el centro de las ciudades, los que reduciría notablemente el tráfico de vehículos particulares. en las tramas urbanas. Un ejemplo de ello es el proyecto CityMobil2, probado recientemente en San Sebastián y cargo de las empresas Novadays y Tecnalia.

Esta revolución automovilística, que transformará los hábitos del transporte, aseguran los especialistas en la materia, permitirá impulsar "una movilidad segura, eficiente y confortable". La gran asignatura pendiente, coinciden, es la necesaria adaptación de las leyes y de las infraestructuras viarias a la irrupción y despliegue del coche sin conductor.

Más información