Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
CINE

El Festival de Cine de Madrid celebra un cuarto de siglo

El ciclo ofrecerá 200 películas y cortometrajes nacionales e internacionales en nueve sedes

Javier Bardem, Carmelo Gómez y Gonzalo Suárez durante el rodaje de El detective y la muerte, en 1994.
Javier Bardem, Carmelo Gómez y Gonzalo Suárez durante el rodaje de El detective y la muerte, en 1994.

El Festival de Cine de Madrid, organizado por la Plataforma de Nuevos Realizadores, celebra 25 años en la capital. Lo hace con 200 películas y cortometrajes nacionales e internacionales que llevan la etiqueta de cine independiente. Nueve sedes acogen las propuestas hasta el martes 25. Cada espacio organiza, al menos, una proyección diaria, además de encuentros con los nuevos realizadores. La entrada es gratuita, menos en el cine Doré, donde cuesta 2,5 euros.

Por si alguien no se había enterado, Madrid tiene su propio festival de cine. Y cumple un cuarto de siglo. Organizado por la Plataforma de Nuevos Realizadores, durante la cita, que dura 10 días, se proyectan 200 títulos, entre largos y cortos, que se exhiben en nueve salas distribuidas por la ciudad.

Además, el evento acoge dos homenajes: uno a un cineasta español y otro a uno internacional. El galardonado nacional es Gonzalo Suárez, director de 23 películas, entre las que se encuentran las aclamadas Remando al viento (que pasó tres años en cartel), El detective y la muerte, Mi nombre es sombra u Oviedo Express. El premio Mirada internacional recae en la directora danesa Lone Scherfig, autora de uno de los clásicos del cine dogma, Italiano para principiantes. Los trabajos de ambos directores se podrán disfrutar durante el festival. Las cintas de Suárez se proyectan en el cine Doré (donde la entrada cuesta 2,5 euros). Las de Scherfig , en la Cineteca y en la Academia de Cine, donde la directora danesa mantendrá un coloquio con los asistentes el próximo viernes.

Aunque comparte la etiqueta de independiente, este festival no mira a Sundance; tampoco a Toronto ni a otros certámenes del mundo: “No tenemos un referente, somos lo que somos”, comenta Belén Herrera, una de las coordinadoras. “Nuestra idea es mostrar películas que no se pueden ver en las salas convencionales y apostar por temáticas innovadoras y nuevas formas de contar historias”, añade. Para ello utilizan el talento de narradores autóctonos y foráneos. En esta edición, el cine iberoamericano es uno de los protagonistas, “por su especial y delicada forma de rodar”.

Los refugiados, también; la temática ocupa varias cintas. No en vano varios eventos del festival giran en torno a ella. En el Centro Cultural Conde Duque, donde se programa Exile.Home, que habla sobre la situación actual en Siria, se recogerán medicamentos. En el centro cultural Buenavista, en el barrio de Guindalera, la entrada a la película se paga con alimentos que también irán destinados a los refugiados. Esa sensibilidad social, característica de este evento sin ánimo de lucro, se traslada al resto de salas, como en Cineteca, donde se proyectarán cortos “hechos por y para sordos”.

Del corto al largo

“Hasta hace seis años este era un festival de cortometrajes y ahora somos internacionales”, explica la portavoz del evento. Los inicios de la cita fueron de cortos, pero cuando cumplió la mayoría de edad —es decir, la edición número 18— dio el salto e incorporó largos. A partir de entonces se ha dedicado a apostar por películas independientes, tanto españolas como europeas o latinoamericanas.

“Queremos que el festival no sea solo ver películas, sino que se produzca una conexión entre público y creadores, un diálogo”, dice Herrera. “En casi todas las sesiones hay un invitado”. Y añade: “Somos un festival gratuito, pero con vocación de consolidarnos y de tener el espacio que merecemos en Madrid”. El cine infantil indie también tiene su espacio los sábados por la mañana en la sala Berlanga —dedicada a proyectar los cortos y largos de la sección oficial— con el ciclo Cine molón, con mago incluido.

Los galardones, que premian un total de siete categorías, se entregarán en una gala oficial el domingo en la Sala Berlanga, cuando el festival brindará con vermú hasta el año que viene.

Qué, dónde y cuándo

El ciclo dedicado a Gonzalo Suárez se celebra en el cine Doré a las 20.00. En la Academia de Cine, el viernes 21, a las 17.00, se proyecta por primera vez en España la película de Lone Scherfig The Riot Club (2014), con posterior coloquio con la directora danesa. Al día siguiente, la sala Azcona de Cineteca acoge, a las 22.00, An education (2009).

La sección oficial de largos y cortos se celebra en la Sala Berlanga. Las sesiones son a las 12.00, a las 17.00 y a las 21.00. Hoy se proyectan la chilena En nombre de la copa, de Diego Marín Verdugo (19.00), y el corto The same life, de César Roldán (17.00).

Las universidades Complutense, y Rey Juan Carlos y la escuela de fotografía EFTI acogen las sesiones matinales (12.00).

Más información