Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid quiere acabar con las despedidas de soltero desenfrenadas

Las agencias de viajes de Madrid colaborarán con el Ayuntamiento en la denuncia y persecución de las fiestas más ruidosas

Madrid quiere cerrar el cerco sobre las despedidas de soltero descontroladas del centro. El Ayuntamiento, gobernado por Ahora Madrid, logró ayer el apoyo de la Asociación Empresarial Madrileña de Agencias de Viaje (AEMAV) en la denuncia de despedidas de soltero que, por sus excesos, acaban afectando la vida de los vecinos y dañan la imagen turística de la capital.

Celebración de una despedida de soltero. Atlas-Quality

El presidente de la AEMAV, César Gutiérrez, se reunió con el concejal de distrito de Centro, Jorge García Castaño, para tratar de abordar el problema vinculado a las despedidas de soltero sin control. Este tipo de despedidas, que se dan sobre todo en el barrio de La Latina y que a menudo están organizadas por firmas poco transparentes, son para la asociación "un ejemplo de la competencia desleal de aquellas iniciativas propias de la economía sumergida" y conllevan "conductas y actitudes vulgares, incívicas", que han "provocado una profunda preocupación" entre los vecinos.

El concejal delegado de Centro ya había expresado en junio su intención de evitar que La Latina se especialice en la celebración de despedidas de soltero, lo que convierte uno de los barrios más antiguos de Madrid en un punto caliente de la diversión más ruidosa de la ciudad. Castaño equiparó el tipo de ocio que se lleva a cabo en La Latina con el de la localidad veraniega de Magaluf (Mallorca), famosa por sus fiestas non stop.

Política de precios bajos

Según la AEMAV, uno de los problemas centrales es la competencia de aquellos operadores que promueven la imagen de Madrid como destino ideal para celebraciones de todo tipo. "Una actividad basada únicamente en una política de precios bajos y que resulta absolutamente depredadora con el entorno económico y social", sostiene esta asociación, que se ha puesto a disposición para identificar y denunciar a los operadores ilegales que promueven estas prácticas.

En un primer momento el Consistorio intentará concienciar sobre las normas que se deben cumplir para las despedidas de soltero, y solo después la Policía Municipal actuará, explicó el presidente de la AMAEV. "No van a meter multas a todo el mundo, pero sí habrá más presencia policial", agregó Gutiérrez, quien subrayó la importancia de que los operadores que organizan viajes combinados sepan "que no se puede hacer todo lo que se quiera" en Madrid.

Más información