Selecciona Edición
Iniciar sesión

Los padres del niño que se suicidó en Leganés piden anular el archivo del caso

Los padres han recurrido el auto que se traslada a la Audiencia Provincial

Los padres de Diego, el menor que se suicidó tras un posible caso de acoso escolar, han presentado un recurso de reforma contra el cierre de la causa por parte de la juez que lleva el caso, así como un escrito de nulidad de las actuaciones alegando indefensión.

El portavoz de la familia, Fernando Sacristán, ha explicado que los padres ya han recurrido el auto por el que el Juzgado de Instrucción número 1 de Leganés decretó el archivo del caso por segunda vez el pasado 27 de febrero, lo que da traslado inmediato a la Audiencia Provincial.

Según esta resolución judicial, tras las diligencias practicadas y la declaración en calidad de testigo de la madre de otro alumno del colegio Nuestra Señora de los Ángeles, en el que estudiaba Diego, de once años, la juez consideró que no resultaba "justificada la perpetración de ningún delito".

Los padres de Diego también han presentado un escrito de nulidad de las actuaciones decretadas por la juez al entender que se trata de un "caso de indefensión" y por "no resolver los recursos en marcha" cuando la magistrada determinó el archivo de la causa.

Este escrito de nulidad, ha precisado Sacristán, alega que "hay falta de rigor en la actuación de la juez, quien, sin investigar el fondo de la causa -el tema de acoso escolar-, determinó su archivo alegando que hay una madre que dice que su hijo también sufrió acoso escolar".

Igualmente, la familia está a la espera de recibir el informe que, a instancias de la presidenta regional, Cristina Cifuentes, debía realizar la Consejería de Educación.

El pasado 25 de enero, Cifuentes se comprometió con los padres del niño a que un inspector de Educación investigara desde el principio las causas que llevaron al pequeño a suicidarse el pasado mes de octubre en Leganés a raíz de un presunto caso de acoso escolar. El portavoz de la familia ha mostrado la "sorpresa" que les produce que este informe "aún no esté listo" 60 días después del compromiso adquirido por la presidenta madrileña.