El virus de la gripe A provoca el 90% de los casos graves por la epidemia

El 96% de los pacientes hospitalizados presentaban factores de riesgo y el 90% no estaban vacunados.

Vacunación de un niño contra la gripe.

El buen tiempo y la alta eficacia que, según los expertos, está registrando la vacuna contra la gripe, retrasaron este año el inicio de la epidemia por este virus. Hace un mes que la Agencia de Salud Pública declaró haber sobrepasado el umbral epidémico y ahora, en plena vorágine del proceso gripal, los hospitales centinela del plan de vigiliancia de infecciones respiratorias en Cataluña (PIDIRAC) han detectado 244 ingresos graves por el virus. El 90% de los pacientes tenían el virus del tipo A.

Aunque a este grupo pertenece la cepa H1N1 que provocó una pandemia en 2009, la subdirectora de Vigilancia y Respuesta a Emergencias de Salud Pública, Mireia Jané, aseguró ayer que el virus A no difiere mucho de los otros virus (B y C). “En 2009 se identificó el virus AH1N1, que nunca había circulado, y la población no estaba inmunizada. Pero cada año lo volvimos a tener, la vacuna también está preparada para esta cepa y la población ya está más inmunizada”, explicó Jané.

De los 244 casos hospitalizados por virus de la gripe A, el 30% corresponden a la cepa de la pandemia de 2009 y hay un 57% que todavía no están subtipados. La doctora Jané insistió en que este predominio no implica que una cepa sea más virulenta que otra, sino que influyen más factores como la vacunación o patologías asociadas. El 96% de los casos graves hospitalizados presentaban factores de riesgo (cardiopatías, obesidad, diabetes u otras dolencias crónicas) y el 90% no estaban vacunados.

Con todo, Jané alertó de la epidemia de gripe continúa —"estamos a punto de llegar al pico epidémico", aseguró— y todavía pueden registrarse muchas más hospitalizaciones y visitas por la gripe. La temporada pasada, el proceso gripal dejó 468 casos graves, el 18% por virus del tipo A de la cepa H1N1.