Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Homs también ve “motivaciones políticas” en la causa del 9-N

El Gobierno catalán y apenas 300 ciudadanos acuden a la llamada de las entidades independentistas para apoyar al diputado en su declaración ante el TSJC

Homs, recibido con aplausos delante del TSJC. Albert Garcia / Atlas

El portavoz de Democràcia i Llibertat (DiL) en el Congreso, Francesc Homs, ha atribuido este lunes la causa judicial por la consulta independentista del 9-N a "motivaciones políticas". En su declaración voluntaria ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), Homs ha seguido la tónica de los otros tres dirigentes involucrados en el caso, con el expresidente Artur Mas a la cabeza: la Fiscalía se querelló contra ellos, ha dicho, por razones que nada tienen que ver con la justicia y siguiendo las directrices del Gobierno y su "mal perder" por la celebración de la consulta el 9 de noviembre de 2014.

Arropado por varios consejeros del Gobierno catalán y unos 300 ciudadanos, Homs ha declarado durante una hora. El exconsejero de Presidència de la Generalitat ha leído un texto que llevaba escrito y ha respondido a algunas preguntas del juez, pero no a las del fiscal ni a las de la acusación popular, que ejerce el sindicato ultra Manos Limpias. Su exposición se ha centrado en explicar que la querella obedece a un impulso político. Homs Ha vinculado su citación a su condición de portavoz en el Congreso, y ha citado a su favor el reciente discurso de toma de posesión del presidente del TSJC, Jesús María Barrientos, para indicar que deben separarse "los asuntos legales de los políticos". El diputado ha advertido, además, de que la causa judicial solo incrementará el número de independentistas. "No tengo vocación de mártir ni de héroe", ha dicho.

La carta que implica al diputado

Hace 15 meses, el TSJC imputó a Mas, a la exvicepresidenta Joana Ortega y a la exconsejera de Enseñanza Irene Rigau por un presunto delito de desobediencia. La Fiscalía considera que el Gobierno catalán siguió adelante con la consulta independentista pese al veto que, cinco días antes del 9-N, había dictado el Tribunal Constitucional. La implicación de Homs, sin embargo, no salió a relucir hasta hace unas semanas. En una carta firmada el día 6 de noviembre de 2014, el exportavoz da el visto bueno para que una de las empresas contratadas para organizar la consulta (T-Systems) siga adelante con los trabajos.

Homs ha explicado que es "responsable" de esa autorización y que tenía "conocimiento" de la resolución del Tribunal Constitucional porque era "el nexo" entre los servicios jurídicos y Presidència. El hoy diputado, sin embargo, considera que no ha desobedecido porque la resolución "era ambigua y fue recurrida" por la Generalitat. Homs, sin embargo, no ha entrado a responder las preguntas más concretas sobre la naturaleza de la carta y se ha remitido a una futura declaración ante el Tribunal Supremo. Dada su condición de aforado en el Congreso, éste es el órgano que debería citarle como imputado. La declaración voluntaria de hoy, de hecho, es un trámite previo. El TSJC deberá decidir ahora si, como pide la Fiscalía, eleva la causa al Supremo.

Aunque ha estado lejos del baño de masas que se dio Mas el pasado octubre de 2015, Homs también ha recibido el apoyo mayoritario del Gobierno. El vicepresidente Oriol Junqueras ha encabezado el séquito para arropar al diputado, en el que también se han dejado ver varios consejeros del Ejecutivo, como Neus Munté, Josep Rull, Raül Romeva o Santi Vila. Ni el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ni el titular de Justicia, Carles Mundò, han acudido a la convocatoria de las entidades independentistas.

Òmnium Cultural y la Asamblea Nacional de Catalunya, las entidades soberanistas, habían llamado a la movilización para apoyar a Homs. Unas 300 personas, la mayoría jubilados, se han situado frente al Palacio de la Justicia y han dado gritos de "independencia". Homs ha subido las escaleras de acceso al tribunal acompañado por su mujer. En una escena insólita, a mitad de camino ha salido a recibirles el exjuez de la Audiencia de Barcelona (y hoy senador) Santiago Vidal. En la acera de enfrente, los concentrados han dado muestras de apoyo entre "estelades". Uno de los organizadores ha repartido las mismas papeletas que se usaron en la consulta del 9-N. "Ya nos servirán para de aquí a 18 meses", ha contestado un hombre que sujetaba una bandera independentista con una caña de pescar.

Tras su declaración, Homs ha acudido a la sede de Convergència en Barcelona, donde ha sido recibido por el presidente Puigdemont y su antecesor en el cargo. Los tres se han abrazado y otros consejeros del Gobierno le han recibido con una fuerte ovación.

En rueda de prensa, Homs ha atribuido esta causa al “oportunismo político” y ha acusado de falta de parcialidad a la Fiscalía. Desde su punto de vista, todo este proceso se debe al éxito de la consulta del 9N y al “mal perder del PP” que ha cometido un “abuso de posición”. Además, Homs, cree que también ha influido que actualmente sea el portavoz del grupo parlamentario DiL, "que podría llegar a ser determinante en la configuración de un gobierno que no sería del PP",  ha dicho. El actual diputado del Congreso también ha asegurado que “no se pueden poner penas de cárcel por poner urnas de cartón”.

Más información