Selecciona Edición
Iniciar sesión

El IVAM pide que Ciscar dimita como directora honoraria del museo

Grisolía escenifica su apoyo a la imputada por corrupción

El IVAM ha pedido a Consuelo Ciscar su dimisión como directora honoraria del museo valenciano de arte moderno "para evitar males mayores a la imagen y desprestigio" de la institución, después de su imputación judicial por sobreprecio en la compra de obras de arte y publicaciones. Mientras esto sucedía, el presidente del Consell Valencià de Cultura, Santiago Grisolía, ha escenificado su apoyo a Ciscar, que ha asistido este lunes al pleno del máximo órgano asesor en el ámbito cultural de la Generalitat, al que la exdirectora sigue perteneciendo.

El IVAM ha solicitado al consejo rector una reunión de carácter "urgente y extraordinario" para tratar el asunto. El museo explica que ha adoptado la decisión tras la imputación judicial de la exdirectora del museo ante los indicios de que se pagaron precios inflados en la adquisición de obras de arte así como irregularidades en el ámbito de las publicaciones.

Ciscar no ha querido hacer declaraciones ante la prensa que la aguardaba en la sede del Consell Valencià de Cultura (CVC), más allá de responder que se sentía "muy tranquila" ante su situación judicial. Grisolía, que preside el CVC desde 1996, ha abrazado afectuosa y repetidamente a la exdirectora del IVAM mientras los fotorreporteros inmortalizaban el momento.

Ciscar y Grisolía, de espaldas, se abrazan en el Consell Valencià de Cultura.

El 20 de enero el juzgado de Instrucción número 21 de Valencia alzó el secreto de sumario sobre la investigación y comunicó la imputación de la exdirectora del IVAM, cuatro exsubdirectores del museo y un empresario por los supuestos delitos de prevaricación, falsedad y malversación. Se da la circunstancia de que Ciscar es esposa de Rafael Blasco, el exconsejero de la Generalitat que cumple pena de prisión en Picassent por malversar fondos destinados a la ayuda al desarrollo.

El IVAM también ha anunciado la apertura de un expediente disciplinario a Raquel Gutiérrez Pérez, una de las exsubdirectoras imputadas, que actualmente es personal laboral temporal, en el área técnica de exposiciones y acción exterior. La dirección del IVAM ha lamentado que la imagen del museo "se vea dañada" por esta causa judicial "que corresponde al pasado" y está en manos de la justicia. Y ha reivindicado que el protagonismo del instituto de arte moderno se corresponda con su presente y "su futuro a través de sus programas expositivos y de sus actividades culturales".

Más información