Selecciona Edición
Iniciar sesión

El Parlament celebra un pleno fugaz solo para nombrar senadores

La cámara celebra la que será la última sesión de la legislatura más corta

El Parlamento catalán celebrará este jueves el que posiblemente será el pleno de la legislatura más corta desde que Cataluña recuperó la autonomía, hace ya casi 36 años. La cámara se reunirá en una sesión fugaz a las 11.00 con un único punto en el orden del día: elegir a los ocho senadores por designación autonómica que representan a la Generalitat en la Cámara alta y que solo puede ser escogidos en una reunión específica. Desde que se disolvió la Cámara en julio de 2015, el Parlamento catalán no ha celebrado una sola reunión de control al presidente de la Generalitat, ni al Gobierno, ni tampoco para debatir la situación de emergencia social que sufre una parte de la población. Esa fue una de las primeras reclamaciones de los grupos parlamentarios del PSC y de Catalunya sí que es Pot, pero CDC y Esquerra lo impidieron en varias ocasiones en la reunión de la Mesa y la Junta de Portavoces.

Por el contrario, el pleno sí fue convocado de manera apresurada y en medio de la protesta del PP y de Ciudadanos para aprobar la declaración independentista del 9 de noviembre, que anunciaba la intención de “desconectar” con España en el plazo de año y medio y de desobedecer a las instituciones del Estado. Fue una decisión que levantó una gran polémica y que ha quedado en papel mojado.

Dos meses después, y como reconoció el propio Artur Mas el pasado martes, se trató de un gesto que perseguía contentar a la CUP más que otra cosa para acercar posiciones y lograr su investidura. Pero ni así pudo haber acuerdo.

El Tribunal Constitucional anuló esa declaración con una sentencia dictada por unanimidad en un tiempo récord de apenas tres semanas, cuando hay leyes aprobadas por la misma Cámara autonómica que llevan casi seis años esperando sentencia. Por ejemplo, la que prohíbe los toros en Cataluña.

Todos los grupos parlamentarios, excepto la CUP, acordaron la propuesta conjunta de los ocho senadores, de los que cuatro corresponderán a Junts pel Sí y los otros se los reparten por igual Ciudadanos, el PSC, Catalunya sí que es Pot y el PP. Entre los senadores designados, repite en el cargo por tercera vez José Montilla, expresidente de la Generalitat y exministro de Industria.

También ocupará escaño en el Senado Xavier García Albiol, que hereda de la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez Camacho, la doble condición de diputado en el Parlamento catalán y en aquella Cámara. Se trata de una situación insólita en la política catalana, que se prohibía en el borrador de la ley electoral catalana que finalmente no pudo ser aprobada en la anterior legislatura.

Pese a la designación que se acordará este jueves, los senadores tendrán un mandato muy fugaz, pues duran en el cargo lo que dura la legislatura catalana, que con toda probabilidad acabará el próximo lunes. El Senado, además, aún no se ha constituido y también podría disolverse en cuestión de tres meses si en España, como en Cataluña, no se puede formar gobierno.

Más información