La Audiencia ordena juzgar al edil Zapata tras el archivo de Pedraz

Los magistrados Concepción Espejel y Enrique López admiten a trámite un recurso presentado por la asociación Dignidad y Justicia

El concejal del Ayuntamiento de Madrid Guillermo Zapata, durante una comparecencia el pasado día 2. EFE

La Audiencia Nacional ha reabierto la causa contra el concejal de Madrid Guillermo Zapata, de Ahora Madrid, por humillación a las víctimas del terrorismo que había archivado el juez Santiago Pedraz el pasado 7 de octubre. En su resolución, la Sección Segunda de la Sala de lo Penal ordena a Pedraz que proponga juzgar a Zapata por un tuit de 2011 en el que se mofaba de Irene Villa, que perdió las piernas siendo niña por un coche bomba de ETA. “Han tenido que cerrar el cementerio de las niñas de Alcasser para que no vaya Irene Villa”, escribió el concejal de Podemos.

La Sección Segunda de la Sala de lo Penal ha atendido el recurso de la asociación Dignidad y Justicia contra el archivo de la causa decretado por Pedraz. El pasado octubre, el juez instructor, tras tomar declaración al edil y con el visto bueno de la Fiscalía, cerró la investigación contra Zapata al entender que no cometió ningún delito cuando publicó su mensaje vejatorio en la red social, que el propio edil enmarcó en el debate sobre los límites de la libertad de expresión y del humor negro.

La resolución por la que se ordena la reapertura del caso para un posterior enjuiciamiento de Zapata cuenta con los votos favorables de la presidenta de la sección, Concepción Espejel, y del magistrado Enrique López, y con un voto particular discrepante del magistrado José Ricardo de Prada. Este juez recuerda que la propia Irene Villa manifestó no sentirse humillada por el tuit de Zapata, que este enmarcó en el debate sobre los límites del humor y por el que pidió perdón. Por ello, afirma De Prada en su voto discrepante, “el delito simplemente no existe”.

El disconforme De Prada afirma que el tribunal “no puede hacer prevalecer los criterios personales o ideológicos de sus magistrados”. Concepción Espejel y Enrique López fueron apartados del tribunal que juzgará el caso Gürtel de corrupción, que afecta al PP, por su supuesta proximidad a la formación conservadora.

El juez instructor Pedraz archivó la causa contra Zapata, con el criterio favorable de la Fiscalía de la Audiencia Nacional, tras tomar declaración al edil el pasado 7 de octubre. El magistrado recordaba que el delito de ofensa a las víctimas exige “un dolo específico o ánimo directo de desprestigiar o rebajar la dignidad de las víctimas” que en el caso de los comentarios del concejal de Madrid, a entender de Pedraz, no se dio.

La asociación de víctimas Dignidad y Justicia, presidida por Daniel Portero, recurrió el archivo decretado por Pedraz, al entender que el magistrado debía haber practicado una serie de diligencias solicitadas en la querella que interpuso contra Zapata cuando se conocieron sus tuits tras tomar posesión del acta del concejal. Entre estas diligencias estaban, además de la declaración de Zapata, que se produjo en octubre, la petición a la Guardia Civil y la Policía Nacional de que se constatara que el tuit contra Irene Villa y otros mensajes en los que se burlaba del Holocausto, habían sido emitidos desde su cuenta. En su declaración judicial Zapata admitió ser el autor de los tuits ofensivos.

El ponente del auto, Enrique López, señala que no es inútil de cara a la celebración del juicio oral que “todo esté documentado y contrastado para mantener la prueba objetiva de los hechos”, ante la posibilidad de que en el juicio, Zapata cambie su declaración en fase de instrucción.

Se trata de la segunda vez que la Sala Segunda de lo Penal revoca un auto del juez Pedraz en el que se archiva la causa contra Guillermo Zapata. En octubre pasado, el mismo tribunal ordenó, que se reabriera la causa para que el edil prestara declaración. Tras conocerse los tuits ofensivos, Zapata fue relevado por la alcaldesa madrileña, Manuela Carmena, del cargo de concejal de Cultura, al que accedió tras las elecciones municipales del pasado mayo. El concejal fue enviado por Carmena al distrito de Fuencarral-El Pardo.

Más información