Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un hombre mata a su pareja de dos cuchilladas en Villaviciosa de Odón

La Guardia Civil detiene al supuesto autor y le traslada a dependencias policiales, donde está pendiente de ser interrogado

Agentes de la Guardia Civil en el portal de la avenida del Príncipe de Asturias en Villaviciosa de Odón.

Una mujer de 41 años ha muerto esta madrugada después de recibir al menos dos cuchilladas, supuestamente, por parte de su pareja sentimental en el municipio de Villaviciosa de Odón, en Madrid, según han informado fuentes de la Guardia Civil. El presunto autor ha sido detenido por agentes del instituto armado y se encuentra ya en dependencias policiales, pendiente de ser interrogado. No había denuncias previas ni órdenes de alejamiento, según las primeras investigaciones.

Los hechos han ocurrido a las 3.45 de hoy en el segundo piso del número 124 de la avenida del Príncipe de Asturias, en el centro de la localidad. A esa hora, un hombre (el supuesto autor de los hechos) llamaba al teléfono de emergencias 112 e informaba de que una mujer se había suicidado en el domicilio. Cuando han llegados los primeros agentes y los facultativos de una UVI móvil del Servicio de Urgencias Médicas de la Comunidad de Madrid (Summa), se han dado cuenta de que la víctima llevaba varias horas muerta, según un portavoz de Emergencias 112. 

La mujer presentaba al menos dos heridas por arma blanca en el tórax. Los facultativos al final solo han podido certificar la muerte de la mujer. Los agentes se han percatado de que las heridas no eran compatibles con un posible suicidio, por lo que han detenido de inmediato a la pareja acusada de un delito de asesinato.

Cuando la Guardia Civil ha llegado a la vivienda, estaba allí el hijo de la pareja, de ocho años. La familia lleva vivienda en esta casa desde hace 10 años y los vecinos se han mostrado hoy sorprendidos por lo ocurrido. Aseguran que nunca les escucharon discutir y que tampoco en las últimas horas oyeron nada extraño. El agresor, de nombre Sergio, es muy deportista y sale a menudo a montar en bicicleta. A ella, Encarna, la definen como una mujer amable y guapa.

Al lugar se han desplazado especialistas de Criminalística de la Guardia Civil además de agentes de Policía Judicial que investigan el caso. Tanto la víctima como el detenido son de nacionalidad española.