Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juan María Uriarte pide a toda la sociedad un esfuerzo por la paz

El obispo emérito de San Sebastián recibe en Bilbao uno de los Premios Sabino Arana 2013

El presidente de la Fundación Sabino Arana, Juan Maria Atutxa, aplaude al obispo emérito de San Sebastián, monseñor Juan María Uriarte.
El presidente de la Fundación Sabino Arana, Juan Maria Atutxa, aplaude al obispo emérito de San Sebastián, monseñor Juan María Uriarte. efe

"Cada uno puede hacer algo" en el camino hacia la paz en el País Vasco cree el obispo emérito de San Sebastián, Juan María Uriarte (Fruiz, 1933). A ETA le pide el paso de entregar las armas y disolverse, y al Gobierno la actualización de la política penitenciaria. "Es tarea de todos los ciudadanos e instituciones estimular con palabras netas, amables y sencillas a los actores del proceso para que no dejen dormirse, desnaturalizarse y diferirse sine die el proceso de paz y reconciliación que tanto necesitamos", ha dicho en Bilbao antes de recibir el premio Sabino Arana "por su muy significativa contribución a la paz y por su firme defensa de los derechos humanos". 

La Fundación Sabino Arana celebra este domingo en Bilbao la ceremonia de entrega de los galardones que concede anualmente a personas y instituciones que han destacado por sus aportaciones a la sociedad y la cultura vasca.

Además de Uriarte, han sido distinguidos este año la Federación de Bancos de Alimentos de Euskadi, la Fundación Catedral Santa María de Vitoria, la empresa Cafés Baqué, la tripulación femenina de traineras Telmo Deun de Zumaia y el empresario vasco-chileno Juan Eduardo Errázuriz Ossa.

Uriarte  considera que el camino hacia el fin de ETA se ha estancado y corre riesgo de que se pudra, aunque entiende que es "prácticamente imposible" el retorno a una situación de violencia terrorista.  El obispo emérito ha reconocido la dificultad de pedir a las víctimas del terrorismo el esfuerzo por alcanzar la reconciliación. "En el momento que puedan [las víctimas] que entreguen su perdón, ese gesto de generosidad para coser el tejido desgarrado de una comunidad que quiere seguir unida".

Más información