Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El pacto fiscal de PNV, PSE y PP tumba el Impuesto de Sociedades de Bildu

La oposición impondrá al Gobierno foral el tributo que grava los beneficios empresariales

La diputada de Hacienda de Gipuzkoa, Helena Franco, se dirige a su escaño en las Juntas Generales.
La diputada de Hacienda de Gipuzkoa, Helena Franco, se dirige a su escaño en las Juntas Generales.

El pacto fiscal alcanzado entre PNV, PSE-EE y PP se ha evidenciado esta mañana en el pleno de las Juntas Generales de Gipuzkoa, donde los tres grupos de la oposición han unido sus votos para tumbar el Impuesto de Sociedades promovido por el Gobierno foral de Bildu.

La diputada foral de Hacienda y Finanzas, Helena Franco, ha intervenido en la sesión para defender el Impuesto sobre el Beneficio de las Sociedades impulsado por la Diputación de Gipuzkoa que, según ha recalcado, es un "buen impuesto", que "conjuga los intereses de todos" al incrementar la justicia social, la equidad y la recaudación "sin ahogar a nadie".

Ha lamentado que se utilice el "pretexto de la armonización" para tumbar un impuesto que, lejos del "alarmismo" generado, tendría un "nivel de exigencia algo mayor" para las empresas, pero que se situaría aún "entre los más bajos", simplificaría todo el sistema de incentivos y fijaría el tipo en función de las ganancias y no del tamaño de las compañías.

El juntero del PNV José Corchón ha replicado a la diputada que para tomar decisiones en democracia hacen falta mayorías y que no es suficiente con decir que se tiene la razón, máxime cuando la sociedad exige "acuerdos" a los partidos políticos.

El representante del PSE-EE Mikel Arrizabalaga ha invitado al grupo juntero de Bildu a sumarse a la elaboración del nuevo Impuesto de Sociedades mediante la negociación de las enmiendas para que se una, en definitiva, a un "acuerdo de país".

Iñigo Manrique (PP) también ha dicho que espera que Bildu, una vez devuelto su proyecto fiscal, haga propuestas durante el debate, ya en marcha, del nuevo Impuesto de Sociedades, auspiciado por las tres formaciones políticas.

La voz discordante de la oposición ha llegado por parte de la juntera de Aralar, Maite Sarasua, quien ha subrayado que las Juntas Generales de Gipuzkoa están para acordar y debatir y no para que las decisiones sean tomadas fuera de la cámara. La portavoz de Bildu, Idoia Ormazabal, ha querido dejar claro que el acuerdo fiscal entre PNV, PSE y PP para todo Euskadi responde al "partidismo" y no a un verdadero "pacto de país".