Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Diputación de Álava cree “incumplido” el pacto fiscal

Javier de Andrés critica que PSE y PNV permitieran aprobar una enmienda de EH Bildu sobre el IBI

Al diputado general de Álava, el popular Javier de Andrés, no le gustaba el pacto de PNV y PSE para impulsar una reforma fiscal, pero acabó aceptándolo con pequeños cambios. Este martes ha criticado en una rueda de prensa el “incumplimiento” del acuerdo entre su partido, peneuvistas y socialistas por parte de estos dos últimos.

El pasado lunes, el PSE votó a favor y el PNV se abstuvo en la votación en las Juntas Generales alavesas de una enmienda de EH Bildu. Este texto abre la puerta a que los Ayuntamientos de este territorio impongan un recargo del 150% en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) de las viviendas vacías. De Andrés reclama explicaciones, ya que los cambios en el acuerdo deben ser consensuados por todas las partes, y ha anunciado que lo ocurrido se tratará en la ejecutiva del PP vasco.

Ante sus palabras, el portavoz del Gobierno, Josu Erkoreka, ha ratificado su apuesta por el pacto fiscal firmado a tres bandas y ha señalado que no teme su ruptura porque tiene el “arraigo suficiente” para extenderse por las tres provincias. Erkoreka ha apuntado que tanto en las Juntas alavesas como las vizcaínas la reforma avanza con “tranquilidad” para ser aprobada antes de fin de año, pero aprovechó para deplorar el “bloqueo” que se vive en Gipuzkoa motivado por la única fuerza que no está en el pacto, EH Bildu, que busca, según Erkoreka “ralentizar consciente y deliberadamente” la reforma. Ello supondría estar “poniendo dificultades a la reactivación económica”.

El cierre de un acuerdo fiscal no supone directamente una contrapartida en el terreno presupuestario, en el que De Andrés necesita apoyos para superar su minoría. Es el mensaje que lanzó el diputado general al anunciar el pacto fiscal y parece ser lo que está ocurriendo. El PNV se ha convertido en el objetivo del PP para aprobar unas cuentas para Álava después de un 2013 de prórroga. El portavoz peneuvista en las Juntas, Ramiro González, advirtió ayer de que el proyecto presentado la pasada semana “no responde a las necesidades” del territorio y se “aleja por completo” en cuestiones que exigieron a De Andrés durante la negociación previa, como la financiación municipal. González aseguró que actualmente “es más difícil que la semana pasada llegar a un acuerdo”.