Las universidades valencianas son las segundas más caras de España

Las matrículas oscilan, según los grados, entre los 1.420 y los 1.600 euros

Las tarifas valencianas solo son superadas por las tasas de Cataluña

Alumnos de la Universidad de Alicante estudian en una de sus bibliotecas. / Pepe Olivares

Estudiar en la universidad pública no cuesta lo mismo en unas comunidades autónomas que en otras. Las distintas consejerías de Educación tienen las competencias para fijar los precios de las matrículas. El resultado es una disparidad a la hora de establecer las tasas académicas que tiene más que ver con la situación global de las finanzas de cada autonomía que con la excelencia de los estudios.

La Comunidad Valenciana tiene la mayor deuda en relación con su PIB de toda España y es la segunda más endeudada por detrás de Cataluña. Con este marco no parece sorprendente que sus universidades sean las que el próximo curso vayan a cobrar las tasas académicas más caras de España por detrás de las catalanas. Elena Garrigós, presidenta del Consell d’Alumnes de la Universidad de Alicante se queja: “Cada día es más caro estudiar, estamos caminando hacia el modelo americano, para ir a la Universidad haremos préstamos a devolver durante décadas”.

La matrícula de los grados para el próximo curso oscilan entre los 1.420 y 1.600 euros

La matrícula de los grados de las universidades públicas valencianas para el próximo curso se sitúan entre los 1.420 y 1.600 euros. Las tasas más caras por detrás de Cataluña (1.516-2.372 euros), seguidas por Madrid (1.066-1.357) y Castilla-León (1.000-1.772). Las universidades valencianas se sitúan en la franja más elevada de precios. Estas cifras, calculadas por fuentes universitarias, se refieren a una primera convocatoria por curso completo, y la oscilación de precios está en función de la experimentalidad de la carrera que se estudie.

Sin embargo, en otras comunidades estudiar será mucho más barato. Por ejemplo, los alumnos que se matriculen en Murcia pagarán solo entre 678 y 1.044 euros y en Castilla-La Mancha las tasas estarán entre 714 y 1.112 euros. “Hay compañeros que se van a Albacete o a Murcia, sobre todo en los últimos cursos de la carrera cuando tienen asignaturas arrastrando y la matrícula es mucho más cara”, reconoce Elena Garrigós, quien lamenta que algunos alumnos se quejan de que matricularse en tres asignaturas les llegue a costar 2.000 euros, o que tengan que desembolsar 800 euros por 12 créditos. “Es una barbaridad, la clase media al final no podrá acceder a la Universidad”, afirma la presidenta del Consell d’Estudiants.

Los alumnos que se matriculen

en Murcia pagarán solo entre

678 y 1.044 euros

Francisco Moreno, vicerrector de Estudiantes en la Universidad Miguel Hernández de Elche, la más próxima a Murcia y con un campus en Orihuela, admite que “el efecto subida de tasas es real”. Pero más que la fuga —“lógica pero minoritaria”— de estudiantes hacia otras comunidades lo que está registrando para el próximo curso es una “mayor localización y racionalización de los estudios”. Los alumnos optan, para ahorrar gastos, por vivir con los padres en casa y matricularse exclusivamente de las pocas asignaturas que pueden aprobar cada año, y no de un curso completo. Si un alumno suspende, la segunda, tercera o cuarta matrícula es mucho más cara. El rector de la Universidad de Alicante, Manuel Palomar, advierte de otro riesgo que comporta situarse en la franja más alta de precios: “Eso ahuyentará a los alumnos que vienen de otras provincias a estudiar, y al final perderá prestigio el sistema público universitario valenciano”.

Los alumnos son los principales afectados de estas tarifas. Desde el Núcleo Estudiantil de Resistencia Oriolano (Nero) consideran que “los recortes que los estudiantes vienen sufriendo en los últimos años han supuesto la exclusión de decenas de miles de alumnos universitarios que no han podido afrontar el incremento del precio de la matrícula”. La asociación estudiantil recuerda que aunque en Murcia sea más barato estudiar, este curso pasado un millar de universitarios de la Miguel Hernández no pudieron pagar sus estudios.

El rector de Alicante aboga por unificar las tarifas universitarias

La vicerrectora de Estudios de la Universidad de Murcia, Concha Palacio, admite que “solemos recibir alumnos de Alicante y Almería, pero no son significativo en cuanto a su número”. Murcia, que ha ofrecido este curso 6.400 plazas de nuevo ingreso, alardea de cubrir su matrícula al completo cada año. No obstante, la vicerrectora entiende que entre la subida de las tasas y el recorte de las becas este curso será “complicado la vida a muchos estudiantes que corren un serio riesgo de exclusión”.

El rector de Alicante aboga por unificar las tarifas universitarias para evitar desigualdades. Para el presidente de turno de la Conferencia de Rectores de las Universidades Valencianas (CRUV) es necesario aplicar “una política agresiva de becas y que todos los alumnos paguen, más o menos, lo mismo por poder estudiar”.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

A la caza del ‘pastel’ cubano

La normalización de relaciones abre negocios para los empresarios de EE UU

El núcleo duro del exilio cubano clama contra Obama

Luis Posada Carriles se une a unos dos centenares de anticastristas en Miami para denunciar la “traición” de la normalización de las relaciones con Cuba

“El combate no termina aquí”

Después de tres años, la exmujer de un gobernador mexicano, se reencuentra con sus hijos

“Quiero volver a ser el mejor”

Iker Casillas suma su partido 700 con el Real Madrid y advierte de que ha recuperado la motivación tras una mala temporada

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana