Recuperada una importante muestra de monedas robada a un coleccionista

La colección, hallada en manos de un comprador de oro que las había adquirido ilegalmente

Una de las piezas es de carácter exclusivo, ya que no existe ninguna otra copia en el mundo

La Brigada de Patrimonio Histórico de la Policía Nacional ha recuperado una importante colección de monedas imperiales datadas entre el siglo I antes de Cristo y el siglo I después de Cristo que contenía una pieza de la que solo existe un único ejemplar conocido en el mundo. Toda la colección fue hallada en manos de un comprador de oro que las había adquirido de forma ilegal tras haber sido sustraídas a un coleccionista haciendo un butrón en su domicilio de Madrid, ha informado esta mañana el inspector jefe responsable de la investigación.

El robo se produjo en una céntrica vivienda de Madrid en abril de 2012, cuando los ladrones accedieron desde la azotea al piso del coleccionista, situado en una séptima planta. Abrieron un agujero en el techo y reventaron una caja fuerte y un armario en el que se escondían 867 monedas de origen lusitano, cántabro e íbero. La colocación está valorada en 600.000 euros.

El coleccionista denunció los hechos en la comisaría del distrito Centro de Madrid, cuyos agentes pasaron las pesquisas a la Brigada de Patrimonio Histórico. En el asalto también se llevaron joyas y una colección de relojes de lujo de primeras marcas como Rolex y Patek Philippe.

La Brigada de Patrimonio Histórico colgó los datos de las principales monedas en su página web y pasó los datos también a la Asociación Nacional de Numismática, dado que el coleccionista tenía imágenes de cada una de las monedas sustraídas. De la inspección ocular no se pudo sacar ningún dato que permitiese determinar la autoría del robo.

El coleccionista había realizado dos semanas antes del robo unas obras en su casa. Los agentes interrogaron a los obreros, pero no pudieron esclarecer si estos tenían alguna vinculación con el robo, aunque todo hacía suponer que así era. La alerta surgió el día 5 de diciembre, cuando en una sala de subastas de Barcelona una persona particular llevó 204 monedas para su tasación y para la venta en pública subasta. El responsable de la sala, conocedor de que podrían ser las del robo de Madrid, alertó a Patrimonio Histórico de Barcelona, cuyo inspector jefe comprobó la veracidad de este extremo.

El vendedor fue localizado en Madrid como propietario de tres establecimientos de compraventa de oro en el centro de la capital. Cuando acudieron los agentes de la Brigada este les entregó las piezas sustraídas en el robo. En ese momento fue detenido acusado de receptación (comprar un objeto a sabiendas de que es robado). La policía le interrogó e intentó detener a los autores del robo, pero este no dio ningún detalle de quiénes pudieron ser.

El poseedor de las monedas también las manipuló y estuvo a punto de causarles algún deterioro importante dado que llegó a sumergirlas en botes con aceite y productos químicos. En el momento en que fueron mostradas a su legítimo propietario, este pidió a los agentes que las sacara de inmediato de esos recipientes y que las limpiaran ya que podrían ser dañadas de forma irreversible. En las investigaciones también han participado agentes de la Brigada provincial de Policía Judicial de Madrid.

Una de las monedas era de carácter exclusivo, ya que no existe ninguna otra copia en el mundo. Fue adquirida en Nueva York en una subasta y ya en aquel entonces le costó al coleccionista 30.000 euros. Este dijo a la policía que estaba haciendo un catálogo con todas las monedas, que estaban perfectamente clasificadas y subclasificadas en su vivienda antes de ser sustraídas.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

Otras explosiones en la historia reciente de México

Tragedias en San Juan Ixhuatepec, Guadalajara, las oficinas de Petróleos Mexicanos o Ecatepec provocaron cientos de muertos

Fallece Collen McCullough, autora de ‘El pájaro espino’

La escritoria australiana murió a los 77 años en la isla de Norfolk Saltó a la fama en 1977 al publicar la saga romántica que luego se adaptó a la televisión

El PNV rechaza el cese del gerente de Metro por el ‘caso Pinosolo’

EFE

Areso: "Se está caricaturizando en exceso" la supuesta ausencia de locales de ocio nocturno en la ciudad

EL PAÍS RECOMIENDA

Jordi Pujol ante la juez: “No quiero saber nada del dinero”

Jesús García Barcelona

EL PAÍS reproduce fragmentos de la declaración del ex presidente catalán

En busca del primer hijo entre neandertales y sapiens

Un cráneo humano hallado en Israel demuestra que vivían a 40 kilómetros

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana