Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
POLÍTICA LINGÜÍSTICA

El euskera ‘se olvida’ fuera de clase

Un estudio muestra que los alumnos vascos emplean de forma mayoritaria el castellano fuera de sus horas lectivas

El viceconsejero de Política Lingüística, Patxi Baztarrika, durante la presentación del estudio.
El viceconsejero de Política Lingüística, Patxi Baztarrika, durante la presentación del estudio.

El 60% de los alumnos de cuarto de primaria de Euskadi hablan siempre o casi siempre en euskera dentro de clase cuando se dirigen a alguno de sus compañeros. Un porcentaje que en el caso de los estudiantes de segundo de ESO cae hasta un 28%. Pero independientemente de la cifra de chavales que usan el euskera cuando están sentados en un pupitre, una vez que salen al patio, parece que la lengua vasca se olvida. Entonces, el dato se invierte prácticamente en el caso de los niños de entre nueve y 10 años, un 60% se dirige en castellano, y en el de los mayores, la cifra pasa a un 75%.

Esta es una de las principales conclusiones recogida en el estudio Evaluación diagnóstica 2011: datos sobre el uso lingüístico del alumnado, presentado esta mañana en San Sebastián por los viceconsejeros de Educación y Política Lingüística, Arantza Aurrekoetxea y Patxi Baztarrika, y por el gerente de Soziolinguistika Klusterra, Ibon Usarralde. El estudio forma parte del proyecto Arrue y en él han participado todos los estudiantes de cuarto de primaria y segundo de secundaria de los centros públicos y concertados de Euskadi.

Los responsables del estudio han destacado la "complejidad" que encierran los datos obtenidos, y los factores que influyen en el mayor uso o no de una lengua, como el entorno familiar, el modelo lingüístico cursado, o si las actividades extraescolares se realizan en castellano o euskera.

De hecho, que los niños de entre nueve y 10 años empleen uno de los dos idiomas lo determina si reciben las clases con el modelo A, B o D, y, en cambio, para los alumnos de secundaria, de entre 13 y 14 años, influye de forma significativa que lengua utilizan durante la realización de actividades extraescolares.

"Hay que ser conscientes de que el contexto sociolingüístico influye y las oportunidades del uso del euskera también se reducen", ha subrayado Baztarrika. "No podemos pensar, siendo realistas, que en dos o tres generaciones todo el mundo va a evolucionar de la misma manera".

El viceconsejero de Política Lingüística además ha advertido que la escuela no puede constituir el único medio o espacio para el impulso del euskera, y que el uso de la lengua vasca debe trascender otros ámbitos, como el ocio o los medios de comunicación, así como contar con el apoyo para su difusión de los vascoparlantes.