Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

A Rita Barberá no le gusta la BBC

La alcaldesa arremete contra la televisión británica por un reportaje sobre el despilfarro en Valencia

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, critica con dureza a la Corporación Británica de Radiodifusión (BBC) por la emisión de un programa el pasado domingo en horario de máxima audiencia sobre el crack español en el que se pone el acento en Valencia. En el programa, The great spanish crash, la Ciudad de las Artes y las Ciencias, la dársena del puerto de Valencia, abandonada desde la celebración de la Copa del América, o el aeropuerto de Castellón, son ejemplos recurrentes de elefantes blancos de la gestión económica realizada en España en los últimos años.

Barberá se queja de que este reportaje, en el que el periodista Paul Mason viaja en el autobús de La Ruta del Despilfarro (organizada por el colectivo periodístico Xarxa Urbana) “perjudica la imagen de la ciudad, y por tanto del turismo”. Incluso insinúa que “detrás” de los “reportajes del mundo anglosajón nada cariñosos” con la Comunidad Valenciana hay “intereses turísticos” que los espolean. Para la alcaldesa, el de la BBC es “un reportaje montado sobre una ruta montada por un partido político [Compromís]” y basado “en absolutas falsedades o manipulaciones de la verdad”. Asimismo, arremete contra “aquellos que han permitido esa emisión tan perjudicial para el futuro” de los valencianos. “Les debe molestar nuestro progreso”, recela.

Las quejas de Barberá han ido acompañadas de una protesta formal de la Embajada de España en Londres, que Federico Trillo ha dirigido a Mason como editor del programa This World, en el que se insertó el reportaje sobre la situación económica española, por el “contenido parcial del reportaje, ya que refleja las debilidades económicas pero no las fortalezas”. El malestar sobre la emisión del programa también ha llegado al Palau de la Generalitat, en un momento en que la Consejería de Turismo tenía en marcha una campaña publicitaria para recuperar el turismo británico, que es el principal en los hoteles de la costa Blanca y que ha experimentado un descenso.

El reportaje de la BBC también aborda los problemas de caja de la Generalitat para pagar a los proveedores por su excesivo endeudamiento, así como la corrupción de los políticos valencianos y sus relaciones con unas cajas de ahorros que han acabado despareciendo por su descontrol.