CiU y PP soslayan la huelga general para mantener la tensión soberanista

Pere Navarro llama a secundar el paro “contra los recortes de Mas y Rajoy”

La huelga general prevista para el próximo miércoles, que los sindicatos plantean como un pulso a largo plazo contra el Gobierno por los sistemáticos recortes sociales, está ausente de la campaña de Convergència i Unió (CiU) y del Partido Popular (PP). Ni Mariano Rajoy, que ha hecho campaña dos días seguidos en Cataluña, ni el líder de CiU se han referido a ello durante los mítines de estos días, conscientes de que un éxito de la movilización podría desplazar del eje de su campaña el asunto identitario, que tantos réditos da a unos y a otros.

Convergència i Unió ha diseñado la campaña para que nada ni nadie pueda obligar a Artur Mas a hablar de asuntos que puedan hacer sombra a su programa soberanista. Mas evita tanto como puede las entrevistas en medios de comunicación no afines y cuando se le pregunta por los recortes sociales responde siempre: “No voy a prometer que no habrá nuevos recortes porque los que se han hecho han venido obligados por la Unión Europea y por los impagos del Gobierno central”.

CiU mantiene su programa de actos de forma calcada, aunque fuentes de la federación nacionalista afirman que el 14 de noviembre se evitarán los mítines de gran formato. Por lo demás, el discurso será calcado al que CiU ya tuvo en la huelga de marzo, respetando el derecho a la huelga y haciendo guiños de simpatía a quienes decidan acudir a trabajar. El Gobierno catalán trabajará con normalidad y está por ver si los cálculos de participación que haga el Departamento de Empresa y Empleo se basarán solo en los datos de las patronales como ya hizo en marzo. CiU intentará ningunear la huelga sin atacarla, consciente de que muchos de sus cuadros quizás no la secundarán directamente, pero sí acudirán a la manifestación de los sindicatos. Ayer Mas comenzó con esta estrategia al recordar que “hay mucha gente que no lo está pasando bien”.

El Partido Popular está actuando de igual forma, consciente de que magnificar la huelga no solo perjudica al Gobierno de Mariano Rajoy, sino que también da alas al Partit dels Socialistes en su momento de máxima debilidad. El PP se encuentra cómodo atacando el discurso soberanista de CiU y acusando al PSC de tibio y de no saber adónde quiere llevar a Cataluña con su propuesta federalista. La duda de algunos dirigentes del partido en Cataluña es si la convocatoria de los sindicatos se puede atacar abiertamente, conscientes de las dificultades económicas que pasan muchos de sus votantes.

El Partit dels Socialistes sí se prepara para dar la batalla el 14-N. Como el resto de los partidos de la izquierda, suspenderá los actos principales de campaña y su líder, Pere Navarro, hizo ayer un llamamiento claro e inequívoco a secundar la huelga general durante un acto celebrado en Viladecans (Baix Llobregat). “La huelga ha de ser un éxito”, dijo, y reclamó que los ciudadanos se movilicen “en contra de los recortes de Mariano Rajoy y de Artur Mas”. ICV y ERC tienen previsto cancelar sus actos de campaña durante la huelga. Los ecosocialistas están llamando a la participación desde hace semanas.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Avatar
Periodista de El País. Sección política.

IMPRESCINDIBLES

El acceso a clubes de cannabis se limitará a mayores de 21 años

Cataluña ultima la regulación de las asociaciones de venta de marihuana y legislará todo el proceso

El refugio pirenaico del expresident

Rebeca Carranco Queralbs

El político convergente da la cara, después de 13 días, en la pequeña población de Queralbs

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana