Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ICAV reclama el fin de los intereses abusivos y de las subastas rebajadas

El Colegio de Abogados de Valencia quiere un cambio del código de buenas prácticas bancarias

El tesorero del Colegio de Abogados de Valencia (ICAV), Francisco Nemesio, ha reclamado hoy una modificación legislativa para evitar los intereses "abusivos" de las entidades bancarias y las subastas de viviendas por un valor inferior al de la tasación para la concesión del préstamo.

Así lo ha expuesto en declaraciones a los periodistas antes de intervenir en el segundo Congreso de la Abogacía Valenciana que se celebra hasta mañana en el Palacio de Congresos de Valencia, con un programa que incluye este asunto entre sus ponencias más relevantes.

Nemesio, director también del centro de mediación del Colegio de Abogados, ha recordado que el código de buenas prácticas bancarias que se estableció por Real Decreto en abril tiene un importante obstáculo: "Es tan exigente con los deudores que solo el 5% de ellos puede acogerse a los beneficios del mismo".

Por este motivo, el ICAV viene reclamando una modificación del código desde el mismo día que entró en vigor, pero también es partidario de una modificación de la ley hipotecaria para evitar los intereses "abusivos" de los créditos.

"Muy poca gente sabe que el Parlamento catalán aprobó en julio una proposición de ley que trasladó al Congreso para instar a una modificación legislativa, pero no se ha hecho nada. Ahora, el PSOE ha presentado una nueva propuesta que recoge y amplía los cambios", ha relatado.

A su juicio, es "necesario" acometer este cambio legislativo, porque los intereses por demora que alcanzan tipos del 18 y 20 por ciento son "abusivos", algo que también perciben los tribunales.

Esta modificación, apunta, debería prohibir que los bancos subasten viviendas por el 40 por ciento menos de precio al que fijaron en la tasación con la que constituyó la hipoteca "y echen a la gente a la calle".

"Si hace cuatro años la vivienda valía 100 y hoy en día no encuentran postor por ese precio, se la deberían quedar por el valor de su tasación original, y si no que negocien con el ocupante para reestructurar el crédito", ha expuesto.

Por su parte, la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana, Pilar de la Oliva, que ha inaugurado este congreso de la abogacía, ha valorado el pacto alcanzado por PP y PSOE para modificar la legislación sobre desahucios atendiendo, en parte, la reclamación del sector judicial. De la Oliva ha recordado que los jueces son "testigos privilegiados de la realidad social" y que "siempre" ponen de manifiesto sus inquietudes.

Por otra parte, durante su intervención en el congreso, la presidenta del TSJCV ha resaltado la importancia de la mediación para la resolución de conflictos, vía que evita la intervención judicial y permite a los ciudadanos "elegir cono deben solucionar" un problema.

La mediación, junto al arbitraje, es una de las posibilidades "más completas" para resolver un litigio porque es "consustancial al ser humano". No obstante, ha advertido de que esta vía no debe convertirse en un "negocio" y que la Administración debe comprometerse "con medios ciertos" puesto que lo ciudadanos están haciendo un mayor uso de los tribunales para defender "su trabajo, su vivienda y su familia".