Selecciona Edición
Iniciar sesión
IGNACIO GONZÁLEZ | PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD DE MADRID

“Hay que aprovechar la crisis para introducir medidas de racionalización”

González confirma el adelanto del cierre del metro y defiende la privatización sanitaria

Ampliar foto
Ignacio González posa en un balcón de la sede del Gobierno regional, junto a un busto del rey Juan Carlos.

Ignacio González (Madrid, 1960) ha cumplido ya un mes en la presidencia de la Comunidad de Madrid, cargo que asumió tras la inesperada dimisión de Esperanza Aguirre. Llegó con el reto de elaborar los presupuestos más austeros de la historia reciente. Los presentó el pasado miércoles, e incluyen un decidido avance en la privatización de la gestión de la sanidad, además de polémicas medidas como el euro por receta. González recibió a EL PAÍS el pasado viernes por la mañana, horas antes de que la número dos del Ejecutivo central, Soraya Sáenz de Santamaría, afirmara en referencia al euro por receta: “No es nuestro modelo”. La vicepresidenta del Gobierno asegura que analizarán “la constitucionalidad” de la medida.

Pregunta. Los nuevos presupuestos prevén que seis hospitales más serán de gestión enteramente privada. No quedará ninguna de gestión puramente pública. Se abre la vía a que los centros de salud estén en manos de empresas. Pero usted insiste en que la sanidad madrileña no se está privatizando.

Respuesta. La sanidad madrileña es y seguirá siendo universal, gratuita y de la máxima calidad. Todos los madrileños podrán acceder como hasta ahora a todos los servicios con su tarjeta sanitaria, nada más.

P. Nueve grandes hospitales, casi un tercio del total, serán gestionados enteramente por empresas privadas.

La empresa privada no es un ogro que viene a comerse a los madrileños

R. Son hospitales que atienden, igual que el resto, a cualquier madrileño que quiera acudir con su tarjeta sanitaria sin tener que pagar por esa asistencia. No debemos confundir el modelo de gestión con la prestación sanitaria que recibe el ciudadano. Cualquiera que sea el modelo de gestión, y en Madrid hay muchos distintos, el ciudadano recibe el mismo servicio.

P. Hay muchos modelos pero ya no quedarán hospitales en los que todos los trabajadores dependan de la Comunidad.

R. Están los grandes hospitales todavía: La Paz, el Doce de Octubre...

P. Pero incluso en esos se van a externalizar los servicios no sanitarios.

R. Vamos a externalizar los servicios no sanitarios, como la cocina o la lavandería.

P. ¿Antes de anunciar esta reforma consultaron a los profesionales del sector, a médicos, enfermeras? Hay muchos que sostienen que se enteraron el mismo miércoles, el día que usted presentó los presupuestos para 2013.

ampliar foto

En este país hay una tradición de acumular en casa medicamentos

R. La decisión sobre la organización de los servicios le corresponde al Gobierno. Los profesionales, lógicamente, tienen que pelear y defender sus puestos de trabajo y sus derechos. Eso es lo que tienen que hacer, y nosotros, como hemos hecho en estos procesos, se los vamos a respetar a todo el personal estatutario.

P. Oposición y sindicatos estiman que habrá miles de despidos. ¿Hasta qué punto la Comunidad garantiza que no va a ocurrir?

R. Oposición y sindicatos son los que cuando nosotros íbamos a sacar hospitales a gestión externa nos dijeron que estábamos privatizando la sanidad, que estábamos acabando con la sanidad pública, que los ciudadanos tendrían que pagar por la sanidad, que tendrían que ir con la tarjeta visa para pagar en los hospitales… Han pasado ya muchos años desde que estos hospitales están funcionando y se ha demostrado, una vez más, que todo lo que dijeron era falso. Es lo que hace siempre la oposición: mentir, asustar, engañar… Y luego no pedir perdón cuando las cosas no son como ellos dicen. A lo que están diciendo ahora hay que hacerle el caso justo, como ya hemos visto en otras ocasiones.

P. ¿Que habrá despidos es, entonces, una profecía más?

R. A los hechos me remito. Hace cuatro-cinco años empezamos con los hospitales nuevos y con este tipo de afirmaciones. Ahí está la realidad.

P. ¿Habrá despidos o no?

R. Para nada. Hay algunos servicios donde estamos haciendo y vamos a proponer expedientes de regulación de empleo porque es verdad que no se pueden sostener en las circunstancias que actualmente tenemos. La ley nos obliga además a tener servicios equilibrados y en algunos sitios sí vamos a hacer y sí vamos a plantear expedientes de regulación de empleo. El caso más claro es el de Telemadrid como hemos visto, pero también en la Agencia Laín Entralgo. Evidentemente en esos sitios habrá que hacer algún tipo de ajuste de plantillas. Lo otro será consecuencia del funcionamiento ordinario de los servicios.

Debemos adecuar los horarios del metro a la demanda real de los usuarios

P. ¿Cuánto se va a ahorrar con esta apuesta por la gestión privada de hospitales?

R. Lo que nos está costando por paciente un hospital en el que esté gestionando la atención sanitaria una empresa privada, como el caso de Valdemoro, son 440 euros. Y en otros hospitales donde el modelo es público directo el coste es de 600.

P. Pero hay que tener en cuenta en esos cálculos el grado de complejidad del servicio que se presta. Y en los grandes hospitales es donde se suelen hacer las operaciones más costosas.

R. Para el mismo tipo de atenciones, el coste en hospitales puramente públicos es mayor.

P. Y sin embargo a las concesionarias que gestionan los hospitales se les tuvo que reequilibrar en 2010 el canon previsto inicialmente, aumentándolo en dos millones de euros.

ampliar foto

A nadie le gusta recortar, ir hacia atrás siempre es complicado

R. Esto sucede en cualquier obra. Cuando se produce la liquidación de las obras, hay unas diferencias sobre los costes previstos. Y lo que se hace es ajustar el canon. Es habitual.

P. ¿Planean aumentar más el porcentaje de participación privada en la sanidad?

R. Tenemos que eliminar los gastos menos prioritarios y mantener los prioritarios. Y dentro de estos, introducir fórmulas de gestión más eficientes. Si podemos dar el mismo servicio asistencial a un ciudadano por menos dinero del que lo estamos haciendo ahora, nuestra obligación es hacerlo. Lo irresponsable sería seguir manteniéndolo más caro, generando déficit o subiendo impuestos.

P. Aseguran que implantar la tasa de un euro por receta tiene una finalidad disuasoria. Pero no han dado una estimación de lo que esperan ahorrar y, sin embargo, sí han cifrado en 83 millones los ingresos que reportará.

R. Es una medida disuasoria, de lo que se trata es de que la gente haga un uso racional de la receta farmacéutica. No sabemos exactamente cuánto se va a ahorrar. Pero hay un consumo excesivo que está gravando en exceso la factura farmacéutica.

P. Calculan ustedes que se acumulan 45 millones de medicamentos en los hogares, ¿es responsabilidad de los ciudadanos o de quienes prescriben?

R. No lo sé. En todo caso creo que nadie puede negar que en este país hay una costumbre, una tradición, de acumular medicamentos en casa.

P. Madrid va a externalizar la gestión del 10% de los 400 centros de salud de la región. ¿Qué les hace pensar que esa gestión, que se sacará a concurso, la asumirán cooperativas de médicos y no compañías privadas ajenas al sector?

Si podemos dar el mismo servicio por menos dinero, debemos hacerlo

R. Le vamos a dar a los profesionales la oportunidad de que asuman esa responsabilidad. A ellos primero, pero también lo pueden hacer en otras fórmulas de empresa privada. No se puede estigmatizar a la empresa privada como si fuera un ogro que viene a comerse a los madrileños. La sanidad pública significa que la facilita el Estado gratuitamente. No que te tengan que poner un médico que es funcionario o una enfermera que es funcionaria. El servicio te lo puede dar una empresa a la que contrata la Administración. Y al ciudadano le cuesta cero. Por eso es pública, universal y gratuita. No por el modelo de gestión.

P. ¿Le preocupa la posibilidad de que toda la escala médica de atención al paciente, desde la primaria, acabe dependiendo de empresas privadas?

R. Eso no va a pasar, pero si pasase, ¿cuál es el problema? El paciente no paga nada. Se le garantiza un catálogo de servicios a cero euros. ¿Qué más da que quien le atienda tenga una bata roja, verde o blanca? Insisto en que eso no va a pasar, pero si pasase, lo que tenemos que garantizar a los ciudadanos es un catálogo de servicios según lo establecido por la Administración y que se lo prescriba de manera gratuita la sanidad pública. ¿Por qué prejuzgamos que los médicos pagados por una empresa privada son peores? Por eso ha fracasado el discurso de la izquierda. Lo que el ciudadano quiere es que un médico le atienda, le cure y le dé las prestaciones gratuitas. Tiene derecho a un catálogo de servicios aprobado por el Ministerio de Sanidad y que está recogido por el Consejo Interterritorial de Salud. A partir de ahí, lo demás es instrumental.

ampliar foto

Cataluña maneja el sentimiento de agravio de manera muy irresponsable

P. Esta novedad en la gestión de la atención primaria se debe también, según ha argumentado Lasquetty, “a la falta de motivación del régimen funcionarial”.

R. La función pública tiene unas ventajas que todo el mundo conoce, como la estabilidad del puesto de trabajo, pero también tiene unas limitaciones: retributivas, laborales… Si das la posibilidad de organizarse a modo de empresa o cooperativa pueden ponerse las retribuciones que consideren oportunas en razón de la capacidad de generación de ingresos que tengan; pueden tener flexibilidad de horarios para trabajar más y conseguir más beneficios… En definitiva, incentivos.

P. ¿Hay una motivación ideológica o no detrás de todo esto?

R. Hay una motivación fundamentalmente de racionalidad de la gestión y del ahorro. Y por supuesto, dicho eso, soy muy favorable a utilizar fórmulas de gestión que sean más eficientes y que incentiven más a los profesionales.

P. ¿Y el papel del Estado en que se quedaría?

R. En el de regulador, en el de supervisor. Y en aquellos sitios donde sea más eficiente que lo haga directamente el Estado, pues que lo haga.

P. En el presupuesto prevén unos ingresos de 1.335 millones, de los que al menos 742 son por la venta de patrimonio. ¿No puede ser un mal negocio vender en estos tiempos de crisis?

R. Tenemos un patrimonio que tiene un valor y que, puesto en un paquete, puede ser atractivo para algunos grupos de inversión con los que llevamos hablando desde hace unos meses. Creemos que ahí tenemos la oportunidad de generar un volumen importante de ingresos. Sin olvidar el reparto de dividendos del Canal de Isabel II, dado que en estos momentos el proceso de recapitalización no lo hemos puesto en marcha, no lo hemos llevado adelante porque el mercado está como está y, según todos los informes de los analistas, no es posible. Así que lo que vamos a hacer es repartir los beneficios, que son de 120 o 130 millones al año, entre los accionistas, que somos nosotros y los ayuntamientos. Y aparte obtendremos ingresos por el incremento de nuestras propias tasas. Las hemos incrementado en educación, deportes, cultura, economía… Todo eso, incluido los 83 millones del euro por receta, nos da 1.335 millones en ingresos.

P. ¿Y qué hay de las universidades? El presupuesto para universidades baja un 16%.

R. Las universidades tienen que hacer el mismo esfuerzo presupuestario que estamos haciendo todos. Se están cayendo los ingresos, tenemos que reducir todos el gasto y tenemos que ajustarnos. En las universidades, además, se da una circunstancia que ayuda a hacer esas reducciones de gasto: el decreto del Estado que estableció las tasas universitarias, con lo cual eso supone un mayor ingreso para las universidades, y al mismo tiempo la implantación de las 37,5 horas les permite hacer también un uso más eficiente de los recursos humanos, de los profesores. Y les permite un ahorro.

P. ¿No le preocupa la contestación que está habiendo en las universidades, de los propios rectores al frente de las movilizaciones?

R. La universidad está reaccionando con mucha responsabilidad a esta situación de recortes. El curso universitario ha empezado sin ninguna circunstancia especialmente destacable, ha empezado con normalidad. Los rectores también lo han hecho, como ya les dije, y son muy conscientes de que tienen que contribuir a esta situación de ajuste que estamos sufriendo todos. Espero que este ejercicio de responsabilidad siga en los próximos meses. Otra cosa es que una universidad especialmente singular, la Complutense, arrastra una situación de déficit enorme como consecuencia de la gestión desastrosísima de su anterior rector, lo que hace que José Carrillo, el actual rector, tenga dificultades por la situación heredada.

He estado sometido a todo tipo de investigaciones, todas ellas ilegales

P. Las tasas universitarias no han sido muy bien recibidas por los estudiantes. Y los rectores señalan a la Comunidad como responsable del aumento de las horquillas.

R. Todas las tasas y horquillas han sido puestas por el Estado, nosotros hemos aplicado el decreto estatal como no puede ser de otra manera. Y no ha habido especial dificultad en el tema de las tasas. Les doy un dato, que me parece importante y que está hablado con los propios rectores: en estos momentos un curso universitario normalmente tiene de media 60 créditos. El crédito se ha fijado en 27 euros, eso significa que, en un curso normal completo con una media de 60 créditos, estaríamos hablando de 1.600-1.700 euros al año. Es decir, unos 150 euros al mes. Comprendo que hay mucha gente que está pasando dificultades pero me parece que el que haya un pago de 150 euros al mes por estudiar una titulacion en una universidad madrileña es algo razonable dado el momento que atravesamos. Puede haber personas que no tengan ni siquiera recursos para pagar 150 euros y para estos casos se podría ver alguna fórmula. Pero para la inmensa mayoría de los alumnos universitarios no creo que estemos hablando de unas cantidades que no se puedan afrontar. Y otro dato: dadas las condiciones que se establecieron por los Gobiernos socialistas para la educación infantil, una plaza de guardería nos cuesta 11.000 euros al año. Me parece que hay una desproporción bastante importante, así que creo que 150 euros al mes frente a lo que nos cuesta la Intantil es bastante razonable.

P. ¿Van a cerrar el metro a medianoche?

R. Eso es un problema de operatividad técnica. Lo que necesitamos es adecuar los horarios del metro a la demanda real de los usuarios. Y hay alternativas para que los pocos usuarios puedan moverse a esas horas. Hay una magnífica red de autobuses.

P. ¿Cuál ha sido la partida que más le ha costado recortar?

R. A nadie le gusta recortar. Ir hacia atrás siempre es complicado. Pero tenemos que aprovechar estos momentos de crisis para introducir medidas de racionalización, para hacer más eficiente la gestión.

ampliar foto

El ático de Marbella lo tengo alquilado y sí, conozco a su dueño, Rudy Valner

P. Llevan meses quejándose del sistema de financiación autonómica. ¿De verdad creían que el Estado les daría los mil millones que reclaman desde julio aduciendo que era un error y una injusticia para Madrid?

R. Cuando Madrid es la comunidad que más ha crecido, que tiene más renta per cápita, una de las de menor tasa de desempleo y que aporta más a la economía, no es razonable que la aplicación del modelo de financiación dé como consecuencia que Madrid recaude por IVA el año que viene 500 millones menos que Cataluña y 150 menos que Andalucía. El modelo tiene una serie de errores que hay que corregir. Vamos a seguir luchando. El sistema no satisface ni a aquellos a cuya medida se hizo, que son Cataluña y Andalucía.

P. Aguirre, sin citarlo directamente, señaló al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, como el responsable de que Madrid no obtuviera esos mil millones.

R. Lo que Esperanza Aguirre decía es que el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas tendría que corregir los errores que se derivan del modelo de financiación. Y que si no se hacía íbamos a tener que hacer unos ajustes presupuestarios muy fuertes, como hemos tenido que hacer. Y, hombre, culpable… digamos que Montoro es responsable del ministerio que debería corregir el error.

P. ¿Son más injustos los impuestos que las tasas? Las tasas sí han subido de manera generalizada.

R. Las tasas consideramos que sí se deben subir para financiar el coste de los servicios. El impuesto lo paga el ciudadano, cualquiera que sea su circunstancia. La tasa por un servicio se paga si se usa ese servicio. Si no, no. El que no va a la universidad, el que no coge el metro o el que no se tiene que sacar una licencia no tiene que pagar tasa alguna.

P. ¿Cómo ve la deriva independentista encabezada por el presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas?

R. Estoy absolutamente en contra del planteamiento independentista y soberanista que se está haciendo en Cataluña. No tiene encaje en la Constitución y además se está haciendo un discurso que no es verdad. No existe un agravio singular contra Cataluña. Se está manipulando ese sentimiento de una manera muy irresponsable. Hacer eso en estos momentos, con España metida en una crisis muy grave, que necesita reforzar su unidad y dar un mensaje de estabilidad al conjunto de los mercados y socios europeos y occidentales, es una deslealtad y una traición al conjunto de los españoles.

P. ¿Está de acuerdo con el ministro de Educación, José Ignacio Wert, en que hay que españolizar Cataluña?

R. Cataluña es España, está perfectamente españolizada. Lo que hay que exigir es que se cumpla la ley y que aquellos que quieran ejercer su derecho constitucional a hablar, estudiar o trabajar en la lengua común de todos los españoles lo puedan hacer.

P. ¿Cómo es su relación con Mariano Rajoy?

R. Muy buena. Es ya algo recurrente que me pregunten por esto, pero en fin. Hace cinco años, con motivo del Congreso de Valencia, tuve una intervención en el Comité Ejecutivo del PP que provocó, digamos, un conflicto con la dirección nacional. Pero eso se superó. La prueba es que hace más de un año el propio presidente me incorporó a la lista que él presentó al Congreso del partido para ser miembro del Comité Ejecutivo nacional. Comprendo que a lo mejor a muchos se les ha caído un mito o una fuente de titulares.

P. El año pasado usted fue objeto de una investigación policial, calificada por Interior como ilegal, para averiguar si en realidad usted era el dueño del ático de lujo del que disfruta en Marbella, por el que paga 2.000 euros al mes en concepto de alquiler, y si tenía relación con el pago de comisiones por facilitar supuestamente una operación urbanística. ¿Niega que el piso sea suyo?

R. Sí. Desde hace mucho tiempo he estado sometido a todo tipo de investigaciones, seguimientos, etcétera, todos de manera ilegal, según se ha acreditado hasta ahora. Fui objeto de espionaje en Colombia por parte de unos detectives, y después de cinco años de haber presentado una querella no he conseguido todavía saber quién está detrás. También he sido objeto de una investigación por parte de unos policías que actuaban al margen de la legalidad y no se ha acreditado ninguna circunstancia ilegal. Cualquier persona alquila sus casas, vende sus casas, y ahí están los registros, los papeles, los contratos, los pagos… Tenemos que respetar la legalidad y la presunción de inocencia.

P. ¿Comprende que a los ciudadanos les pueda parecer poco ético, o al menos estético, que el presidente de su Comunidad alquile un piso de lujo a una empresa radicada en Delaware, estado norteamericano que ofrece una muy limitada información societaria, a nombre de Rudy Valner, un hombre de negocios que se presenta como experto en sociedades tapaderas?

R. Probablemente, me imagino que en la Costa del Sol debe de haber decenas, centenares de casas a nombre de empresas y gente de todo tipo. Yo esta casa la tengo alquilada por un contrato desde hace tiempo. Es más, llevo tiempo negociando la posibilidad de comprarla.

P. ¿Conoce a Rudy Valner?

R. Sí, sí, claro que lo conozco. Pero no he estado en Delaware en mi vida, no sé cómo funciona ese Estado. Se me hace muy raro pensar que en Estados Unidos, un país sometido a todo tipo de controles, que tendrá 100.000 empresas ahí, eso sea un delito.

P. ¿Puede aclarar las razones por las que Daniel Mercado, propietario de la empresa Over Marketing MCW SL, le hizo regalos como billeteras en varias Navidades? Ese empresario obtuvo contratos publicitarios amañados por Alberto López Viejo, exconsejero de Deportes.

R. Este señor me hizo algún regalo, una corbata, una cartera, una bufanda, lo típico de los regalos institucionales o de empresas habituales antes de que se produjera la crisis. Yo a este señor le conozco desde hace tiempo porque formaba parte en un círculo de gente que jugábamos mucho al padel. No me parecía nada raro, además porque yo no llevaba nada de las organizaciones de los actos institucionales ni me encargaba de nada eso. Y este señor ha declarado que con quien tenía la relación era con Alberto López Viejo.

P. ¿Cómo van las negociaciones con Las Vegas Sands para el proyecto de Eurovegas?

R. Queda por perfilar el marco normativo para el desarrollo del proyecto y ahí se siguen teniendo reuniones todas las semanas. En enero tienen que concretar el sitio, tienen que presentar un boceto del proyecto a desarrollar, y luego la concreción de la financiación de la primera fase, que ellos dicen que la tienen.

P. ¿Tiene claro que el proyecto será bueno para Madrid? ¿Y está seguro de que es viable?

R. Adelson va a desarrollar el proyecto por fases. Él sostiene, razonablemente, que la época de crisis es la mejor para invertir, si tienes dinero. Este es un proyecto a muchos años, y lo que piensa es que, cuando esté más avanzado, Europa estará saliendo de la recesión. Por eso piensa que es el mejor momento para invertir. Él piensa que esto va a suponer diez millones de turistas más. Y eso conlleva un enorme negocio diferido. El juego es una parte pequeña, están también los congresos, las convenciones, los teatros, el Circo del Sol estable que parece que quiere venir. Ya tenemos casinos en toda España, tenemos máquinas tragaperras en todos los bares de Madrid, y no voy a hablar de la prostitución, que es el oficio más viejo del mundo. No estamos hablando de la yakuza. Comprendo que es más noticioso decir que Sheldon Adelson es un mafioso que decir que es un empresario del juego y el tercero en cotización en la bolsa estadounidense.