El peso del voto vasco en Benidorm

La capital turística es un hito más para las elecciones autonómicas del 21-0

Alicante / Benidorm 7 OCT 2012 - 19:03 CET

La sede socialista de Benidorm se prepara para tramitar votos por correo de electores vascos. / EFE

Andoni Ortuzar, presidente del Partido Nacionalista Vasco en Vizcaya y segundo de la candidatura provincial en las elecciones autonómicas del próximo 21 de octubre, participó el miércoles pasado en un acto de campaña en Benidorm. No se confundió. Los alrededor de seis mil vascos que se estima que residen en la capital turística valen ese esfuerzo. De hecho, la calle Ruzafa de Benidorm alberga desde hace una década un batzoki, un “lugar para reunirse”, que acoge a los simpatizantes del partido nacionalista que han trasladado su residencia a Benidorm.

La relación de los vascos con Benidorm no es nueva. Un sacerdote de Amorebieta, el padre Félix Azpilicueta, fue uno de los artífices de la prolongación de la temporada turística a todo el año. En 1978, la inmensa mayoría de los hoteles cerraban durante el invierno. Azpilicueta, recuerda el sociólogo José Miguel Iribas, solicitó que le cedieran un establecimiento cerrado durante unas semanas para albergar a un grupo de jubilados de su parroquia. “¿Cocina? Ya nos apañamos, pues”. Su experimento tuvo tanto éxito que la iniciativa se fue extendiendo. A día de hoy, miles de jubilados de toda Europa permiten a los hoteles de Benidorm abrir durante todo el año. Y muchos vascos se han instalado en la capital de La Marina Baixa.

La zona antigua de Benidorm atestigua esa presencia con una veintena de tabernas de ambiente vasco. En sus visitas a la ciudad, los políticos vascos tienen como cita obligada pasear por la calle Santo Domingo, en pleno casco histórico y conocida popularmente como calle de los vascos, debido a los numerosos locales regentados y frecuentados a diario por sus posibles votantes.

La colonia vasca en Benidorm oscila

entre los 6.000 y los 8.000 vecinos

En la misma zona está el batzoki del PNV. Pero los dos grandes partidos nacionales, el PP y el PSOE, no se andan a la zaga para hacer visible su presencia. Las sedes de ambos partidos han habilitado espacios específicos para tramitar las solicitudes de votos por correo a los residentes vascos.

Militantes del Partido Socialista de Euskadi (PSE), jubilados o de vacaciones, atienden a sus vecinos en el cuartel general de los socialistas, que han vestido para la ocasión con una pancarta alusiva a las elecciones vascas.

El PP, por su parte, dispone de un segundo espacio para atender las necesidades de los posibles votantes gallegos, cuyas elecciones autonómicas también se celebran el 21 de octubre. Antonio Basagoiti, candidato a lehendakari por el PP, ya pasó por Benidorm en la campaña de 2009 y se tomó alguna tapa en la calle Santo Domingo. El partido aseguraba entonces haber tramitado más de mil votos por correo de residentes vascos en Benidorm.

En la presente convocatoria, los expertos en voto vasco coinciden al pronosticar que la incidencia del voto por correo será algo inferior a las autonómicas de 2009.

Las razones que esgrimen son de índole netamente turística. Hace tres años las elecciones vascas se celebraron en marzo, un mes en el que la presencia de ciudadanos vascos en Benidorm es mayor a la que se suele dar en octubre, que es cuando los jubilados vascos empiezan a llegar a la ciudad para pasar el invierno.

Aunque no hay cifras oficiales y exactas del número de ciudadanos procedentes de Euskadi que pasan largas temporadas en Benidorm, en la campaña electoral de 2009 Patxi López afirmó en un acto público en la ciudad tras el paseo ritual por la calle Santo Domingo, que calculaba “unos 8.000”.

En Benidorm hay empadronados 1.022 personas nacidas en el País Vasco, pero esos no podrán votar por haber trasladado su residencia.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana