Aprender a vivir de la música sin discos

Curtido en el rock underground, Vicente Martínez dirige un postgrado pionero de gestión musical tras descubrir el negocio de los derechos en Tabalet con música para campañas de Famosa

Vicente Martínez, director de Songsforever

La creatividad, un atributo que se suele adjudicarse a los músicos valencianos actuales, hay que saber gestionarla. Porque solo de la creatividad, como del talento, no se come. Pues bien, a eso, a gestionarlos y a enseñar a hacerlo se dedica Vicente Martínez, director de Songsforever y, con el profesor de Derecho Juan Antonio Ureña, codirector del primer master universitario valenciano sobre gestión legal y empresarial de la música. “Si hubiera existido algo así hace diez años, me hubiera ahorrado bastante trabajo; en el mundo de la música son cada vez más necesarios conocimientos y competencias básicas en materia de gestión y legal”, asegura este profesional polivalente, también artista, que vivió plenamente en los 90 el rock underground valenciano como cantante del grupo setabense Big Score, un más que digno representante de la era post Nirvana.

El director de Arenal Sound da una clase magistral en el máster

Entre esta fase y la docente actual hubo un largo tránsito, cuyo momento fundacional lo marcó Lluís Miquel al ficharlo para los ya legendarios Estudis Tabalet. “Me encargaron la creación y puesta en marcha del sello Zebra Records, para publicar rock y pop actual y actuar como una compañía independiente que se ocupa de todo con un artista”, recuerda remontándose a 2002.

“Cuando monté el sello me dí cuenta de que el negocio estaba en los derechos y planteé la creación de la editorial”, añade. No era para menos, porque contaban con un catálogo de casi 2.000 títulos: “Teníamos toda la música de Smoby o de Famosa, por ejemplo, con Nenuco, Nancy y demás", recuerda. "Era un catálogo muy potente”. Vicente Martínez abrió los ojos a artistas que, como Enric Murillo, colaborador habitual de Lluís Miquel, o Vicente Chust, exVideo, "no registraban la música que hacían para campañas de publicidad y no imaginaban que su repertorio daba dinero". Así abrió un nicho de negocio “bastante potente”, reconoce.

Este gestor musical tiene claro que “el formato físico del disco está muerto y hay que buscar otras maneras de que tu música llegue y una buena vía es asociarla a una marca, una película o una serie de televisión”. Lo dice alguien que con su actual empresa, Songsforever, que lleva artistas como Senior o Alondra Bentley, colocó la música de un grupo valenciano prácticamente desconocido como Uke para la campaña de la firma Flex 40 días en la cama y ha hecho cosas parecidas con otras marcas conocidas.

En este momento hay muy pocas empresas que vivan  de la música en Valencia”

“En este momento hay muy pocas empresas que vivan de la música en Valencia”, apunta. “Una manera de que la industria de la música tenga alguna posibilidad en Valencia, es formar profesionales”, arguye. Con esta mentalidad, el bagaje precedente  y actividades posteriores como el taller sobre La música y los nuevos retos del siglo XXI, organizado en el Centre Octubre, coincidió con el profesor de Economía José Nácher en la oportunidad de hacer un postgrado sobre gestión musical en la Universitat de Valencia, idea que prosperó y fue un éxito el año pasado, agotando el cupo de alumnos. Claro que tuvo como invitados estrella a Loquillo, Alaska o Pau Donés, entre otros músicos. 

La cosa fue tan bien ("me consta que bastantes alumnos han montado su empresa o encontrado trabajo en el sector") que repite la experiencia con un segundo máster, aún en periodo de preinscripción. Aunque no habrá tantos artistas como el año pasado, contará con José Manuel Casañ, de Seguridad Social, y Jorge Martí, de la Habitación Roja. Repite José María Cámara, que “fue un caso de éxito cuando estuvo en Sony, el único con tres hits mundiales”, subraya, en referencia a Macarena, por ejemplo. En su nueva etapa, Cámara también ha triunfado con musicales como Hoy no me puedo levantar o 40 El musical.

No menos exitoso es David Sánchez, director de Arenal Sound de Borriana, y Viña Rock, encargado de una de las clases magistrales. “Intentamos trabajar los dos modelos que hay en el mundo de la música, el multinacional y el independiente, y para ello contamos con profesionales como Mariano Pérez, que llevó en España y México a Warner, o Carlos Galán, fundador de Subterfuge”.

Autogestión

En esta segunda edición del titulo de postgrado, el peso legal es importante, con temas como el "el régimen de los espectáculos público musicales", impartido por el propio Ureña, la tributación, "libertad de expresión y música popular" o "delitos y faltas de la propiedad intelectual".

En un mundo musical cada vez más autogestionado y con talentos ocultos, Vicente Martínez insiste aún más en la necesidad de la formación. “Esto de hacértelo tú mismo es muy bonito, pero cualquier músico que aspire a vivir de la música tiene que conocer el negocio”, asegura. “Tienes que conocer los contratos, cómo se distribuye, cómo se comunica, cómo cobrar los derechos de autor, qué contratos firmar o no firmar, cómo gestionar un concierto … Y, por otro lado, si quieres montarte tu primera empresa o trabajar para un tercero, también necesitas conocer el negocio, estar formado”.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana