Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Córdoba, para melómanos

Los festivales de Priego, Puente Genil y Presjovem mantienen la oferta en agosto

Un momento de 'La traviata' en el festival de Priego de Córdoba.
Un momento de 'La traviata' en el festival de Priego de Córdoba.

En Córdoba, aunque muchos piensen lo contrario, la vida cultural no acaba en agosto. Ahí está la provincia para seguir manteniendo el pulso de la música, la danza y el teatro, a pesar del calor.

La noche del martes estaba programado el Festival de Cante Grande Fosforito, en Puente Genil, uno de los eventos más significativos de la cultura tradicional del municipio, y una importante cita flamenca. Esta edición, que hace la número 46, es un tributo a José Menese. Él protagoniza el cartel junto a los artistas Aurora Vargas, David Pino, Julián Estrada, Manuela Cordero y Antonio Reyes; mientras que a la guitarra estarán Antonio Carrión, Manolo Silveria, Diego Amaya, Antonio Higuero y Gabriel Expósito.

La otra cita de peso para los melómanos es el Festival de Música Internacional Presjovem de Córdoba, que organiza talleres y cursos de música clásica para jóvenes intérpretes. Presjovem comenzará con un concierto de música de cámara el 18 de agosto, en la Sala Orive, a cargo del cuarteto Le Musiche y Óscar Martín al piano, quienes interpretarán obras de Dvorak. Los diez días de música terminarán el 1 de septiembre con un concierto de la Orquesta Presjovem en la Mezquita, dirigida por David Quiggle y Bruno Dozze. El Real Jardín Botánico será el otro escenario que acogerá actuaciones musicales.

La presidenta de Presjovem destacó el lunes la importancia didáctica que tiene esta iniciativa dirigida “a jóvenes músicos de grado medio y superior de las especialidades instrumentales de piano, violín, viola, violonchelo y contrabajo”. Este año participarán 35 alumnos españoles, quienes recibirán clases de profesores alemanes.

Otra de las citas que más destaca en el estío es el Festival Internacional de Música, Teatro y Danza de Priego de Córdoba, que terminó el sábado pasado. Volcado en el folclore popular, este evento es uno de los más veteranos de España. Excepto en 1952, se ha celebrado ininterrumpidamente desde 1948. “El festival surgió en torno a un grupo de licenciados universitarios”, recuerda Miguel Forcada Serrano, concejal de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Priego de Córdoba.

“El primer concierto se dio el 1 de septiembre de 1948 al aire libre en un jardín privado conocido como el Recreo de Castilla, que está bajo la muralla del castillo de Priego”, rememora Forcada. Aquella actuación inaugural corrió a cargo de la Orquesta de Radio Nacional de España con Leopoldo Querol al piano.

Un nivel que se ha intentado mantener desde entonces. En estos años han participado artistas de la talla de los cantaores Camarón, Fosforito, Morente, Antonio el Bailarín, el actor Carlos Lemos o los cantantes líricos Pilar Lorengar y Manuel Ausensi. En esta edición, la ópera La traviata, interpretada por el Teatro Ópera Nacional de Odessa —que ha sido récord de recaudación— inauguró el festival. Le siguió la obra Testigo de cargo, el jazz de Nueva Orleans y la cantante Diana Navarro, quien colgó el cartel de “no hay entradas”. El ciclo se cerró el sábado con la zarzuela Luisa Fernanda, a cargo del Teatro Lírico Andaluz.