Las ayudas a maltratadas alcanzan su máximo histórico en plena crisis

Interior se ve obligado a ampliar las partidas por cuarto año consecutivo

Concentración contra la violencia machista en Bilbao / F. D.-ALDAMA

Año tras año, por mucho que se eleve la partida presupuestaria, la realidad termina superando las previsiones. El Boletín Oficial del País Vasco publicó ayer una resolución de la directora de Atención a las Víctimas de Violencia de Género del Gobierno vasco, Mariola Serrano, con la que aumenta la partida destinada a que aquellas mujeres maltratadas con escasos recursos para emprender una vida alejada de sus agresores puedan disponer de una ayuda económica puntual. En plena crisis, las ayudas para maltratadas llegarán así este año a su máximo histórico, con un total para este ejercicio tras la ampliación cifrado en 692.000 euros.

El número de mujeres que han pedido esta ayuda ha supuesto en el primer semestre del año cerca del doble que en el mismo periodo del año anterior y las concedidas —89 mujeres en seis meses—, superan con creces las 36 del primer semestre de 2010.

En detalle

  • Las ayudas para mujeres maltratadas están reguladas en la ley de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género de 2004 y por un decreto autonómico de 2007.
  • Están destinadas a que la mujer no tenga que depender económicamente de su agresor. Oscilan entre los 2.556 y los 10.224 euros, en función de cuántas personas estén a su cargo.
  • Entre los requisitos está el de no cobrar más del 75% del SMI y hay que acreditar la condición de víctima.
  • Las ayudas han pasado de 195.512 euros más una ampliación en 2009; 230.000 euros en 2010, con otras dos ampliaciones que elevaron la inversión global a 450.000 euros; y 380.000 euros ampliados una vez hasta los 505.000 en 2011. El actual presupuesto recoge la mayor cantidad prevista hasta el momento —542.000 euros—, a los que se suman ahora 150.000 euros más.

La ampliación se realiza por cuarto año consecutivo, alcanzando la cantidad máxima invertida para este fin desde que en 2008 se creara este recurso. El único año en que Interior quiso reducir las cantidades ha sido precisamente 2012 —en un 10%—, pero finalmente su consejero, Rodolfo Ares, renunció a hacerlo, no solo igualando, sino elevando significativamente la partida hasta los 542.000 euros. Esta crece ahora en 150.000 euros más, de manera que, tal y como subrayó ayer Interior el dinero destinado este año a paliar la dependencia económica de las maltratadas de sus agresores es un 254% superior al presupuestado para 2009.

En total, se han presentado en los primeros seis meses del año 162 solicitudes de ayuda económica, frente a las 98 del mismo periodo de 2011. De ellas, 89 han sido concedidas, 33 denegadas y 40 están a la espera de resolución por tener documentación pendiente de entregar.

Las peticiones crecen casi el doble sobre el primer semestre de 2011

Estos incrementos van de la mano de otros, el del número de victimizaciones, que han supuesto un 4,5% más durante el primer semestre, algo que se ha notado entre quienes trabajan en este ámbito —el incremento de peticiones de ayudas es porcentualmente superior—. La presidenta de la asociación Clara Campoamor, Blanca Estrella Ruiz, corrobora los datos señalando: “Especialmente en junio hemos atendido a un gran número de mujeres víctimas”.

Ruiz considera “terrible” el incremento de victimizaciones en el primer semestre y lanza un mensaje: “La semana pasada se presentaron datos asegurando que 563 mujeres no denunciaron a pesar de que había un atestado policial que corroboraba la agresión. Pese a que ellas no denuncien, la ley actúa, la Fiscalía tiene que ser informada y se tiene que perseguir de oficio al agresor, no se puede archivar”.

Fuentes de Interior justifican el aumento de las partidas con la misma explicación que vienen dando en los últimos tres años: se han realizado notables esfuerzos para dar a conocer estas ayudas entre los servicios sociales de los Ayuntamientos y, en consecuencia, se solicitan más.

Sin embargo, reconocen que también podría haber otras causas, que insisten en dejar en segundo plano, como los efectos de la crisis y la feminización de la pobreza. Entre los requisitos para solicitarlas existe uno relacionado con los ingresos —no se pueden tener rentas que superen el 75% del salario mínimo— que acota la posibilidad de beneficiarse. Sin embargo, la crisis y el desempleo han puesto a un mayor número de mujeres en situación de cumplir este requisito.

Además, desde el año pasado estas cantidades son compatibles con otras, como la Renta de Garantía de Ingresos, un supuesto que tiene una incidencia reducida, ya que en 2010, cuando aún no era posible compaginar ambos recursos, solo cuatro solicitudes fueron rechazadas por esta razón.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

365 días sin Hodei Egiluz

Los vecinos de Galdakao vuelven a Amberes para recordar al desaparecido

IÑIGO LAMARCA | DEFENSOR DEL PUEBLO VASCO

“Las propuestas de Maroto vacían de contenido la Renta de Garantía”

Pedro Gorospe Vitoria

El 'ararteko', Iñigo Lamarca, opina que el alcalde de Vitoria falta a la verdad con sus acusaciones a los inmigrantes de aprovecharse de las ayudas sociales

Síguenos en Twitter en @elpais_pvasco

Recibe la información más relevante de lo que está pasando en Euskadi

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana