El Bibat muestra los restos arqueológicos del yacimiento romano de Elexazar

Un taurobolio relacionado con el culto a lo sagrado, monedas o puntas de proyectil se expondrán hasta enero en el museo

Yacimiento romano de Aloria– Elexazar / IRATI MARAÑÓN

El Museo Bibat inaugura a partir de mañana una exposición con los restos arqueológicos hallados en el yacimiento romano de Elexazar. Los objetos expuestos corresponden a las campañas arqueológicas realizadas entre 2009 y 2011. El yacimiento romano se ubica en una zona de media montaña sobre la cuenca del Nervión, en la Sierra de Larragorri. Consta de tres construcciones individualizadas, una de las cuales es de planta cuadrangular formada por varios recintos de diferente tamaño distribuidos en torno a un amplio patio central, siguiendo los modelos mediterráneos tan extendidos por todo el Imperio Romano.

A pesar de que los muros apenas conservan en alzado unas hiladas de piedra, la aparición de diferentes elementos de hierro y plomo, incluso un yunque de herrero y un pequeño hogar-horno, hace pensar en Elexazar como un asentamiento de carácter metalúrgico, relacionado con la explotación de los recursos naturales del entorno. Tampoco se descarta una posible dedicación ganadera del yacimiento en los amplios espacios de montaña que lo rodean para abastecer las necesidades de núcleos de población cercanos o de contingentes militares.

Entre los hallazgos encontrados en Elexazar destaca un taurobolio aparecido en dos trozos y en posición no original. Se trata de un elemento de carácter simbólico relacionado con el culto a lo sagrado, ante el que orar, sacrificar o pedir protección a las divinidades. Este taurobolio en concreto se relaciona con el culto a Cibeles, diosa de origen frigio que era venerada en Roma como la Magna Mater de la naturaleza y la fertilidad. Varias aras de este tipo han aparecido en la zona media de Navarra y al oeste de Aragón, la mayoría datadas en el siglo IV, lo que demostraría la pervivencia de antiguos rituales paganos en un momento en que el Imperio era ya oficialmente cristiano.

En este sentido, la aparición de una moneda del emperador Alejandro Severo emitida en el año 227 d.C aparecida en el mismo nivel y a escasos centímetros del ara, podría aportar una datación indirecta de esta ara. En el yacimiento también se han encontrado otros materiales, como un yunque, monedas o puntas de proyectil que permanecerán expuestos en el hall del Bibat hasta el próximo 13 de enero.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

¿Compartimos gastos en el coche?

Diversos ayuntamientos apoyan el consumo colaborativo

Síguenos en Twitter en @elpais_pvasco

Recibe la información más relevante de lo que está pasando en Euskadi

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana