La Diputación anuncia por sorpresa un peaje máximo de 25 euros al mes

La institución foral necesita ganarse el apoyo de la oposición para aplicarlo

Larraitz Ugarte. / javier etxezarreta (EFE)

La Diputación de Gipuzkoa anunció ayer por sorpresa su intención de establecer un cobro máximo de 25 euros al mes en las autopistas AP-8 (Bilbao-Behobia) y AP-1 (Eibar-Vitoria) para los usuarios habituales de la provincia. Esta medida fue presentada por la diputada de Infraestructuras Viarias, Larraitz Ugarte, como una solución parcial que persigue para “paliar” el “injusto desequilibrio” que padecen los conductores que son “esclavos de estas vías” y pagan “ingentes cantidades de dinero” por el uso sin contar con una alternativa gratuita “para ir a trabajar”.

El Gobierno foral de Bildu hizo pública esta iniciativa a través de la prensa sin comunicarlo previamente a los grupos de la oposición que participan en la ponencia abierta sobre la financiación de las carreteras de Gipuzkoa. En esa ponencia, reunida un día antes y en la que se acordó aplazar sus decisiones hasta el mes de septiembre, la Diputación no puso a los partidos al corriente de su pretensión de fijar un límite en los peajes de la AP-8 y la AP-1.

Ugarte anunció que su propuesta se recogerá en un proyecto de norma foral, por lo que deberá ser aprobada por las Juntas Generales para su aplicación. La diputada confió en contar con el respaldo de alguno de los grupos de la oposición para que se pueda comenzar a aplicar en diciembre de este año.

Ugarte quiere evitar que siga habiendo “esclavos” de las autopistas

“Se impondrá un límite de gasto máximo”, explicó Ugarte, para que “ningún guipuzcoano” pague más de 25 eeuros al mes por el uso de las autopìstas. Si se aprueba, la medida beneficiará a más de 15.000 familias, que en algún caso obtendrán un ahorro de unos 700 euros anuales por los descuentos. Así, un conductor que hace el trayecto San Sebastián-Eibar paga 73,35 euros al mes en peajes, con lo que se ahorraría 48,3 euros. Para el recorrido Zarautz-Mondragón la rebaja sería de 56,2 euros mensuales. Para acogerse a esta bonificación es indispensable contar con el sistema de pago ViaT.

La diputada señaló que con esta medida Bidegi, la sociedad pública que gestiona las dos autopistas de pago de Gipuzkoa, dejaría de recaudar 1,2 millones al año. La Diputación tenía previsto compensar esta merma con una subida de 50 céntimos en las tarifas de la AP-8 para los usuarios no habituales, aunque esta iniciativa fue rechazada por todos los grupos de la oposición.

La oposición critica el aplazamiento de la ponencia sobre los peajes

Ugarte no dio importancia al hecho de que su departamento no haya expuesto la propuesta en la ponencia de carreteras, porque, a su juicio, la Diputación tiene una función “ejecutiva” y le corresponde “tomar decisiones”, mientras que la de la ponencia es "política" y en ella el ente foral participa “como invitado”.

El PNV y los socialistas criticaron el cobro de un máximo de 25 euros al mes por las autopistas y extendieron sus reproches por el aplazamiento hasta septiembre de la ponencia. Markel Olano aseguró que Bildu ha desplegado “una estrategia de camuflaje” para evitar reconocer su deseo de establecer un sistema de peajes y viñetas.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

Un grupo disidente de Sortu alentará actos violentos

Operativo en Bizkaia, donde ha calcinado ocho autobuses, fue criticado por ETA

Síguenos en Twitter en @elpais_pvasco

Recibe la información más relevante de lo que está pasando en Euskadi

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana