Alduntzin quiere seguir al mando del Consorcio de Residuos aunque sea cesado

PNV, PSE y PP buscan con la moción hacer frente a la “imposición” de Bildu

Rafaela Romero (PSE), Markel Olano (PNV) y Juan Carlos Cano (PP) registran ayer la moción de censura en las Juntas Generales de Gipuzkoa. / JAVIER HERNÁNDEZ

El diputado guipuzcoano de Medio Ambiente, Juan Carlos Alduntzin, de Bildu, tiene los días contados en el cargo. Salvo imprevisto, el próximo 6 de julio quedará aprobada la moción de censura individual que los tres principales partidos de la oposición (PNV, PSE y PP) registraron ayer en las Juntas Generales. Si así ocurre, el diputado general, Martin Garitano, deberá destituirle “de forma inmediata”, según establece el Reglamento del Legislativo y proceder a su sustitución. Será un hecho que jamás hasta ahora había sucedido en Gipuzkoa desde la restauración democrática en 1979. Pese a su destitución como diputado, Alduntzin pretende seguir presidiendo el Consorcio de Residuos (GHK), la sociedad pública que tiene los poderes para gestionar las basuras en la provincia.

Alduntzin afirmó ayer que la decisión sobre su continuidad como presidente del consorcio le corresponderá al consejo de administración de esta entidad, controlado por Bildu. “La decisión no es personal”, dijo, lo que induce a pensar que no tiene previsto presentar su dimisión. Además, quiso aclarar que no es el máximo responsable de GHK “por ser diputado”, sino porque le nombró el consejo de diputados. “El presidente del consorcio lo nombra el [consejo del] consorcio y no la Diputación”, subrayó.

Alduntzin dejó claro así que no encuentra ningún obstáculo para seguir al mando del Consorcio de Residuos pese a perder su condición de diputado. El responsable foral hizo estas manifestaciones en una rueda de prensa celebrada poco tiempo después de que los portavoces de la oposición, Markel Olano (PNV), Rafaela Romero (PSE) y Juan Carlos Cano (PP), tal y como estaba previsto, tramitaran formalmente en la Cámara provincial la moción de censura contra aquel. Con esta iniciativa, coincidieron Olano y Cano, pretenden hacer frente a “la imposición” y “el fraude democrático” del Gobierno foral de Bildu en la gestión de residuos. Romero, por su parte, indicó que la reprobación de Alduntzin tiene que ser “un primer paso” que lleve a “una solución definitiva”, que, como también propuso el PP, pasa por conformar gobiernos alternativos a Bildu tanto en la Diputación como en los Ayuntamientos.

La moción

La moción de censura individual presentada conjuntamente por el PNV, el PSE y el PP contra Juan Carlos Alduntzin, de cuatro folios de extensión, está motivada por “el hecho cierto de que la gestión del señor Alduntzin Juanena al frente del Departamento de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio \[de la Diputación de Gipuzkoa\] no responde al interés general, no cumple lo establecido en la norma foral y niega la legitimación de las Juntas Generales en la competencia de planificación que le es propia”. Estos tres partidos suman 28 votos en la Cámara provincial, frente a los 23 de Bildu y Aralar.

El texto de la moción alude a que la etapa de Alduntzin al frente de Medio Ambiente ha estado presidida por “la incertidumbre política y la temeridad jurídica y económica”. Pone como ejemplo de ello “la pérdida de más de 87 millones de euros en ayudas económicas” para financiar la incineradora de Zubieta “por no haberse inscrito la infraestructura en el listado de proyectos de plantas de energía renovables”.

Los partidos han dado este paso tras comprobar que el Gobierno foral de Bildu pretende suprimir la incineradora e introducir cambios de calado en la normativa vigente sobre el plan de residuos sin someterlo a la decisión de las Juntas Generales, donde PNV, PSE y PP tienen la mayoría absoluta. Olano reconoció que presentar la “desautorización política” de un diputado “no es un plato de buen gusto”, pero señaló que la oposición se ha visto “forzada” a hacerlo ante la “imposición” de Bildu de su modelo de gestión de los residuos.

EH Bildu aseguró en un comunicado que no se quedará “de brazos cruzados” ante “ataques” como la moción contra Alduntzin, al tiempo que solicitó a los firmantes de la moción que “empiecen a priorizar los intereses de la ciudadanía guipuzcoana por encima de otros intereses económicos y políticos”.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana