La Fiscalía anuncia exhumaciones de niños robados en Valencia

Se realizarán entre cuatro o cinco en la provincia aunque aún se desconocen las fechas, según ha anunciado Teresa Gisbert

La fiscal jefe de Valencia, Teresa Gisbert, anunció ayer que se realizarán exhumaciones en casos de supuestos niños robados que están siendo investigados en la provincia. “Serán cuatro o cinco, pero no sabemos las fechas porque aún están pendientes de cuestiones técnicas”, afirmó la representante del ministerio público tras asistir a la firma de un convenio de colaboración con la Universitat de València.

Gisbert indicó que la policía judicial está recopilando información de los casos en los que existen mayores indicios de robo de bebés y que, una vez concluya esa fase, se citará a los implicados por “responsabilidad directa”, aunque dicha decisión se adoptará de forma individual.

En territorio valenciano solo se ha procedido hasta ahora a una exhumación relacionada con el escándalo. Tuvo lugar el pasado 31 de enero en el cementerio de Alicante, y dentro de la tumba se encontraron los restos óseos de una recién nacida.

La justicia española investigaba a finales de 2011 cerca de 1.500 expedientes de niños robados entre el final de la Guerra Civil (1939) y la década de los noventa. Las indagaciones se realizan en las audiencias provinciales después de que el anterior fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, llegase a la conclusión de que los centenares de casos denunciados no parecían responder a una única gran trama, sino a muchas menores, en las que habrían intervenido médicos, comadronas, monjas y otras personas relacionadas con los partos.

Centenares de archivos

En torno a un tercio de las denuncias presentadas en España han sido archivadas, entre otros motivos, por prescripción de los hipotéticos delitos. Los criterios son, a menudo, dispares. La sección quinta de la Audiencia de Valencia, por ejemplo, decidió hace tres meses reabrir una investigación que había sido archivada en Gandia por prescripción. El tribunal decidió, siguiendo el criterio del ministerio público, que el cómputo de la prescripción debía empezar a contar desde que el menor desaparecido hubiese alcanzado la mayoría de edad, y si hubiese fallecido antes de cumplir los 18 años, desde la fecha de la muerte.

Uno de los pocos casos de reencuentro se produjo el año pasado en Castellón, donde una madre a la que le dijeron en su día que el bebé murió en el parto se reencontró con su hija 37 años después.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

Juaristi recibe el Euskadi de ensayo “un inicio para que se me perdone”

EFE

Otro autor premiado han sido Bernardo Atxaga, con el de Literatura en Euskera 2014

Quiroga y Sémper pactan calmar la lucha por la elección de candidatos

Los dirigentes del PP acuerdan una “unidad de acción” en los nombramientos para las listas de San Sebastián y Gipuzkoa

“Mas no tiene salidas. Es Rajoy quien tiene que facilitarlas”

El político constata el cambio de actitud hacia el Estado que se ha producido en Cataluña

Sangre joven, vampiros nuevos

Belén Gopegui se rebela ante la escritura como mero entretenimiento y construye una novela contra el poder, ajena al maniqueísmo y llena de connotaciones morales

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana