Mas-Colell defiende las autonomías en una carta a 'The New York Times'

El consejero de Economía recuerda al director del diario que el mayor déficit lo genera el Estado

El consejero de Economía y Conocimiento Andreu Mas-Colell / EUROPA PRESS (Europa Press)

A Andreu Mas-Colell, consejero de Economía y Conocimiento de la Generalitat catalana, no le gustó el artículo que The New York Times publicó el pasado 31 de diciembre sobre la abultada deuda regional en España. Por eso envió al director del diario una carta que ha salido publicada hoy. En el artículo, replica el consejero, se responsabiliza "en exceso a las regiones de los problemas fiscales de España". En realidad, apunta Mas-Colell, "el mayor presupuesto público y la mayoría del déficit y del poder en materia fiscal en realidad corresponden a la Administración central española".

En la carta, fechada el 9 de enero, el consejero señala que "el asunto es delicado, ya que no todo el mundo en España se ha reconciliado con la transformación posfranquista del país. En la actualidad existe la tentación, con la crisis económica como una excusa para volver atrás en el tiempo. Por el contrario, lo que la situación exige es un esfuerzo concertado por las Administraciones central y regionales para el éxito de la consolidación fiscal". Tras defender la división territorial española, Mas-Colell hace referencia a Cataluña. Tras el primer año en el poder, "el Gobierno de Cataluña, concienciado con la austeridad, está a la espera de trabajar con el nuevo Gobierno español en la promoción de este objetivo", zanja en la breve misiva.

El artículo que ha llevado a Mas-Colell a enviar la carta estaba escrito en Figueres. Explica que "frente a un déficit presupuestario mayor de lo esperado", el nuevo Gobierno de España anunció un paquete de medidas que incluye subidas de impuestos y un menor gasto público. El Gobierno de Mariano Rajoy, señala el reportaje, "admitió que las finanzas del país eran probablemente todavía peor por el exceso de gasto de las comunidades autónomas". La situación en España, dice The New York Times, no es tan grave como en Italia, pero las cuentas públicas tienen otro problema: las 17 comunidades autónomas, "que han gastado imprudentemente en la última década". Como ejemplo de despilfarro cuenta la situación de la cárcel de Figueres, que "sin acoger a ningún preso todavía" cuesta 1,3 millones de dólares (un millón de euros aproximadamente) al mes, principalmente por el pago de intereses.

Aunque The New York Times cita otros casos de "despilfarro" (como un gran centro cultural en Alcorcón y el aeropuerto de Ciudad Real), vuelve a Cataluña para explicar ejemplos de "deuda oculta" que ha aflorado en el último año. Tras las elecciones autonómicas, apunta, se descubrió que el déficit era muy superior al esperado. Aunque el reportaje también explica que las autonomías asumen cargas pesadas, como la educación y la sanidad, apunta la idea de que las regiones han vivido por encima de sus posibilidades, por ejemplo, en el caso de Barcelona, planeando una ampliación de la red de metro que ahora es difícil de asumir.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

La consulta alternativa sobre la independencia divide a los catalanes

El País Barcelona

El 49% rechaza la fórmula planteada por Mas y el 44% la defiende

Un presidente en la portería

Cristian Segura Barcelona

Jordi Pujol ha establecido su despacho en la vivienda del portero, donde ya tenía su biblioteca personal

El Barcelona copia mal al Madrid

El sentido del juego colectivo madridista subrayó todavía más la derrota blaugrana

Oleguer Pujol tiene un 0,04% de los 3.000 millones invertidos

Una auditoría descarta irregularidades

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana